HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Roberto R. Aramayo

Profesor de Investigación en el IFS- CSIC (GI TcP) e Historiador de las ideas Morales y Políticas. INconRES (PID2020-117219GB-I00) / RESPONTRUST (SGL2104001) / ON-TRUST CM (2019HUM5699) y PRECARITYLAB (PID2019-105803GB-I0)

El retorno de Trump y sus tramposas trapisondas

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

Trump considera imposible que hayan registrado su imponente mansión sin recibir instrucciones por parte de La Casa Blanca, porque no cree para nada en la separación de poderes. En realidad es un consumado anarquista que reniega del Estado y sus instituciones, cualesquiera que sean estas. Por eso nunca ha pagado impuestos aunque no rehuye las regalías que puedan ofrecerle con recursos públicos. Además logra recaudar fondos de sus devotos admiradores, inasequibles al desaliento y que defienden a su adalid aunque aliente un asalto al Capitolio.

Espadas célebres: De Damocles a Bolívar

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

"Sólo hay dos fuerzas en el mundo, la espada y el espíritu.

A la larga, la espada siempre será conquistada por el espíritu"

(Napoleón Bonaparte)

Menos en Más: El espíritu Bauhaus frente al Mito de Germania

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

Resulta instructivo visitar Dessau para ver las casas que se construyeron los líderes del movimiento arquitectónico Bauhaus. También hay un museo, pero es aún más interesante ver cómo concebían los espacios domésticos. Fueron los adalides del funcionalismo. Fieles a la divisa de Menos es Más no apreciaban las fachadas recargadas ni los ornamentos inútiles. En realidad su impronta queda en las viviendas que se fueron haciendo después. Había una cocina y un cuarto de baño, cosa inusitada para el hábitat de los trabajadores, e incluso una pequeña terraza. La extensión dependía de cuántos moradores lo habitarían, salvo, claro está, que se tratará de las ocupadas por los propios arquitectos.

Las fronteras entre la eutanasia y el suicidio asistido

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

¿SUICIDIO ASISTIDO?

Cuando te atenazan los dolores o la congoja muchas veces dan ganas de partir para siempre y rehuir así el sufrimiento mental o físico. Hay dolencias con fecha de caducidad que nos permiten afrontarlas con cierto donaire. Los dolores que se cronifican, sin embargo, requieren verse paliados eficazmente para poder convivir con ellos. En el trance de una enfermedad grave que se revela irreversible y merma nuestras condiciones de vida, resulta muy útil dejar un testamento vital, para despejar las dudas de los médicos y facilitar las decisiones de los allegados. Llegado el momento, más vale limitarse a los cuidados paliativos y no prolongar un aliento agónico que hace sufrir gratuitamente tanto al paciente como a su entorno.

Kant, prostitución e injusticias

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Al abrir El Pais veo un artículo titulado “Kant prohibiría la prostitución”. El ser humano constituye un fin para sí mismo, por tener conciencia, y ninguna persona puede ser por tanto medio para otras, reza el resumen. Esto puede suscitarnos varias reflexiones que pueden comenzar por alguna matización de un estudioso del pensamiento kantiano, cuya obra práctica ha traducido profusamente al español. En realidad todos nos instrumentalízanos mutuamente unos a otros y cada cual no deja de hacer otro tanto consigo mismo. Por eso Kant se conforma con que inténtenos no utilizar a los demás, ni tampoco a nosotros mismos, tan sólo como un simple medio, sin considerarlo al mismo tiempo un fin en sí. Para este intento es útil lo que Javier Muguerza denominó imperativo de la disidencia. Siempre podemos negarnos a secundar algo que consideremos injusto y por ende resulte lesivo para nuestros congéneres.

Cranach y su Fuente de la Juventud

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Venerables ancianas con unos cuerpos muy deteriorados por el paso del tiempo son transportadas para que se despojen de sus ropajes y se zambullan en una fuente, cuyas milagrosas aguas las van rejuveneciendo paulatinamente hasta que salen por el otro lado como esplendorosas jóvenes. Allí les aguarda un caballero que les hace pasar a una tienda de campaña donde se visten con atractivas galas y van seguidamente a un banquete donde también se bailan danzas de cortejo. Los paisajes naturales y urbanos del trasfondo, junto a la curiosa perspectiva de las figuras, destacan lo resaltado en primer plano y hacen muy amena la contemplación del conjunto.

  • Publicado en Cultura

ERE que ERE

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

Alberto Feijó se ceba con la sentencia donde se ven involucrados Griñan y Chaves. Ojalá tuviera esa sensibilidad por los dictámenes judiciales que afectan a su propio partido. Tapar las propias vergüenzas con destinos ajenos no parece muy cabal, sobre todo si las tuyas ganan por goleada. Los audios del comisario Villarejo son bochornosos y afectan a miembros del gobierno de su partido. Despidos en diferido, machacar discos duros o pretender incautar los archivos del antiguos tesorero no parecen cosas muy ejemplares.

El milagro de la vida

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Es muy socorrido, para no declararse ateo, como si esto fuera un pecado inconfesable, decir que tanto como creer en Dios, pues no. Y menos aún asistir a las liturgias eucarísticas y demás. Lejos quedan aquellos tiempos de rezar el rosario en familia e ir a la iglesia cada dos por tres en fechas muy señaladas que tanto abundaban y que ahora sirven para viajar o incentivar aún más el consumismo como fin en sí. Suele añadirse que, pese a todo, debe haber alguna instancia superior para explicar la existencia del mundo.

El beso del Muro de Berlín y sus enseñanzas histórico-políticas

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

El Secretario General de la poderosa Unión Soviética refrenda con un beso al indiscutible dirigente germano y líder en la muy comunista República Democrática de Alemania, Eric Honecker, su fraterno respaldo. La imagen se conserva en la East Side Galery. Tras la caída del Muro de Berlín, en 1990 se pintaron las caras del muro que daban a la ciudad confinada por motivos políticos. Franquear esa barrera se considera un delito de alta tradición y muchos murieron por intentar ir al otro lado de su ciudad natal o adoptiva. En 2009 se volvieron a pintar esos murales, pero ya no tenían la frescura inicial propia de un movimiento espontáneo.

Credibilidad

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Hay creencias que se nos inculcan desde la más tierna infancia. Siempre queda un poco. Aunque luego preténdanos renegar de la Virgen Maria y/o del Pato Donald, sus clichés resuenan en el desván de nuestro archivo icónico particular y del imaginario colectivo. Ese temprano adoctrinamiento no tiene por qué ser necesariamente malo del todo, si luego lógranos acceder a otros bienes culturales y configuramos nuestro modo de ver las cosas desde una óptica plural, que reniegue de los dogmatismos y lo filtre críticamente todo, incluidas las propias convicciones que pueden verse modificadas por nuevos argumentos o un proceso de maduración personal.

Lo que la política hace de nosotros

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Cuenta Rousseau en sus Confesiones que al querer escribir un tratado sobre ética, que pensó titular Moral sensitiva del sabio, quería tener en cuenta todas las circunstancias que nos configuran como seres humanos, incluyendo cosas tales como el clima o la nutrición. Sin embargo, pronto advirtió que todos los caminos le habían arribar siempre al mismo destino: la política. Por eso desechó la mayor parte de sus borradores y conservó lo que daría lugar a su Contrato Social, completándolo con un ensayo educativo: el Emilio.

Yolanda, sumar está bien pero es mejor tender a la multiplicación

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Voy a mostrar mis cartas. Nieto de un exilado republicano al que conocí en París, voté primero al Partido Comunista y luego al PSOE por aquello del voto útil. Reconozco que Podemos nunca me convenció, máxime tras carearme con un tal Iglesias tras ver juntos en el Zinemaldi Política, un manual de instrucciones. Iñigo Errejón y Mónica García han sido mis últimas papeletas y celebré sobremanera que un ensoberbecido Pablo dejara la política por más de una razón (imagino). A mi me gustaba mucho Rubalcaba y suelo coincidir con Madina. De Sánchez aprecié su gesto de no votar a Rajoy, para luego volver con un apoyo de la militancia del PSOE, que no siguió las consignas de sus dirigentes. A Susana Díaz le salió mal su maquiavélica jugada. Es lo que tiene ponerse a jugar con fuego. Te puedes quemar.

La paz en Colombia y por doquier

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

El 6 de Julio se presentó en Berlín el denominado Informe Final de la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad de Colombia. Sorprendía que no se celebrará en el Instituto Iberoamericano, porque a mucho se nos antojaba un marco idóneo para un evento como ese. Pero tuvo lugar en otro lugar muy emblemático, el auditorio Leibniz de la Academia de Ciencias de Brandemburgo, en plano corazón de la capital alemana. Bien mirado un pensador como Leibniz, quien meditó sobre la resolución de los conflictos y creía que una Característica universal podría dirimirlos al neutralizar las tergiversaciones de los malentendidos, no dejaba de ser una referencia ideal para presidir simbólicamente la sesión.

El rey al que le hubiese gustado ser filósofo

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

“No hay que esperar que los reyes filosofen o los filósofos devengan reyes, pero tampoco hay que desearlo, porque la posesión del poder daña inexorablemente el libre juicio de la razón” (Immanuel Kant, Hacia la paz perpetua)

La hibridez simbólica de nuestra personalidad

(Tiempo de lectura: 3 - 6 minutos)

Según Simone de Beauvoire la mujer no nace, sino que se hace y, sin duda, de la masculinidad cabria decir otro tanto. Pues cualquiera de los rasgos que van configurando paulatinamente nuestra identidad personal tiene componentes fisiológicos combinados con otros culturales. La herencia genética y el ambiente social nunca dejan de maridarse. Su mutua interacción nos va moldeando.

¿OTAN en las afueras de sus bases militares?

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

¿No cabría celebrar las cumbres de la OTAN en sus bases militares?

Cuando se celebro el G7 en Biarritz los vecinos de Gran Hotel no podrían abrir sus ventanas y eran invitados a tomarse vacaciones con una compensación económica. Si alguno se olvidaba su credencial de residencia en el domicilio, sencillamente no podía volver a su casa. En el aeropuerto de San Sebastián un avión gigantesco transportó el helicóptero que debía utilizar Trump. Navíos de guerra se veían a lo lejos desde la playa hendayesa. El presupuesto que necesitan estas cumbres no parece un dinero muy bien empleado a la vista de sus resultados y de las molestias ocasionadas a los lugareños.

Retorno a lo peor del pasado: La prohibición del aborto y los bloques militares

(Tiempo de lectura: 3 - 6 minutos)

El pasado febrero, en la Berlinale, tuve ocasión de ver la película Call Jane, presentada con anterioridad en el festival de Sundance. Con un impresionante reparto coral su directora nos relata una historia memorable. La de un colectivo femenino que surgió en Chicago para paliar lo estragos provocados por la prohibición del aborto y asistir sobre todo a las mujeres con menos medios económicos para permitirles tomar esa decisión sin esa cortapisa. Funcionó con entera eficacia entre 1960 y 1973, cuando se legaliza la interrupción voluntaria del embarazo. Esto sucedía en el contexto de la lucha por los derechos civiles y los movimientos contra la guerra de Vietnam.

El retorno a la naturaleza del ciudadano de Ginebra

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

Maestro en el arte de cultivar las paradojas Rousseau nos lega dos vectores complementarios. Por un lado redacta “El Contrato social”, la Biblia de los revolucionarios franceses y una referencia obligada para la ciencia política moderna. Pero en “Los sueños de un paseante solitario” nos propone mirar a la naturaleza. Su obra traza una encrucijada desde donde partirán el pensamiento ilustrado de Kant y la senda del romanticismo. Al releer su obra nos trasladamos al punto inicial de una modernidad caracterizada por la dialéctica entre acentuar nuestro componente racional o el del sentimiento.

Los nuevos pecados capitales y su desenlace inmanente

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

“La envidia, el afán de dominio, la codicia y las inclinaciones hostiles asaltan al ser humano en cuanto está entre sus congéneres”

(Kant, La religión dentro de los límites de la mera razón)

Wittgenstein en Noruega

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

“Aunque todas las posibles preguntas de la ciencia recibiesen respuesta, ni siquiera rozarían los verdaderos problemas de nuestra vida” (Wittgenstein)

El Bribón del Rey Emérito

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Que nadie sea mal pensado. El título no es un epíteto. Se refiere a una embarcación real, por partida doble, al existir en la realidad y tener como propietario a un rey jubilado. ¿Por qué conviene aclararlo? Ante cualquier anfibología predomina uno u otro sentido en función del contexto pragmático y aquí es donde residiría el problema. ¿Cuál es la razón de que pueda haber lugar a malentendidos?

La soledad: el tema de nuestro tiempo

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Leo en un artículo titulado "La soledad es política", las certeras reflexiones de mis compañeros en el IFS/CSIC, Txetxu Ausín y Melania Moscoso, sobre un tema que conocen bien, como muestra el volumen colectivo compilado por ellos mismos “Soledades: una cartografía para nuestro tiempo”, su artículo en The Conversation o la voz Soledad recogida por el Diccionario filosófico COVID-19.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider