HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

¿Nos han gobernado unos crápulas o unos escrupulosos lobbistas?


(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Según el Diccionario de la RAE por “crápula” debe entenderse a “toda persona que lleva una vida contraria a toda norma moral y que busca fundamentalmente satisfacer sus deseos sexuales”. Cualquier parecido con la realidad de España es mera coincidencia. Máxime si no se dan explicaciones de los actos reprobables.

Se dice que escrúpulo se deriva del latín, scrupulus, diminutivo de scrupus, “piedrecilla que se mete en el zapato”. Se lo define como la duda o inquietud de ánimo provocada por la duda acerca de si algo es correcto o incorrecto, obligatorio o no obligado, cierto o falso.

Los cristianos y demás creyentes monoteístas suelen vivir atormentados por estos dilemas. Lo que, por cierto, no les impide disfrutar del resultado de sus actos cuestionables sin el menor remordimiento. Los agentes de las corporaciones surgidas al calor del franquismo tardío, y del socialismo cercano, ingresan a ocupar sus puestos sin el menor escrúpulo.

La justicia no explica a los ciudadanos como es justificable que haya en libertad crápulas que se han apropiado de bienes públicos derivados del desempeño inescrupuloso de sus funciones, mientras vastos sectores de la población, tiene difícil mantener una calidad de vida aceptable en medio del escenario desastroso que se avecina en Europa y el mundo.

En los EE.UU. se aprecia el deterioro en su calidad de convivencia a través de los episodios sangrientos con armas de fuego a cargo de los defensores del “modo de vida”, que se reproducen a lo largo y ancho de su territorio. Los defensores de la libertad de protegerse, en especial los integrantes de la Asociación del Rifle, creen que las armas son la solución. Gente escrupulosa. La industria de las armas florece.

La desestabilización del Este de Europa no es una buena noticia para nadie. Excepto para los mercaderes de armas y los brokers de materias primas esenciales para la vida de las personas. Se están lucrando con la prolongación del conflicto. Han quebrado la utilidad de fuerzas de intervención mediadora, como de la ONU, por ejemplo. En tanto, Alemania ha roto su status no militarista en favor de armarse para recuperar sus objetivos estratégicos. Los lobistas siguen haciendo negocio. La crisis de alimentos se acerca. La inflación que no es provocada ni por salarios desmesurados ni por un consumo excesivo, tiene como dueños a esos especuladores anteriormente mencionados.

En este escenario, en cualquier caso, la posición española es irrelevante. Quizá por la acción de crápulas o inescrupulosos que nos han dejado con el pie cambiado en materia energética. De infraestructuras. Financieramente nuestra situación es delicada. Nuestros oligopolios, por el contrario, se hacen cada día más fuertes, más internacionales, menos sujetos a las normas y, como consecuencia, con más beneficios que radican en paraísos.

Nadie parece hacerse cargo de este panorama desde las fuerzas políticas, constitucionales o no, caso de VOX, de que el poder no sirve de nada si no se recupera la ética del esfuerzo y el reconocimiento del esfuerzo personal expulsa a los crápulas que nos rodean.

En todo caso, el Consejo General del Poder Judicial sigue usurpando una institución cada vez más degradada, tal y como vienen denunciando desde diferentes foros nacionales e internacionales.

Y los medios de comunicación, trabajando para que a España la gobierne la derecha extrema.

El 19J, ya sabes.

 

Economista y analista político, experto en comunicación institucional.

Tu opinión importa. Deja un comentario...


Los comentarios que sumen serán aceptados, las críticas respetuosas serán aceptadas, las collejas con cariño serán aceptadas, pero los insultos o despropósitos manifiestamente falsos no serán aceptados. Muchas gracias.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider