Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕

Final del primer acto


El pasado viernes día 12, tuvo lugar el primer acto, posterior a las elecciones autonómicas del 14 de febrero. Después de muchas dudas y tensiones entre ERC, Junts x Cat y la CUP, el pleno del Parlament eligió a los 7 miembros de la Mesa, con Laura Borràs (Junts x Cat), en la presidencia, Anna Caula (ERC) en la vicepresidencia primera y Eva Granados (PSC) en la vicepresidencia segunda. El PSC obtuvo también la primera secretaría, con Ferran Pedret, de manera que la presencia de dos pesos pesados del partido, garantiza la supervisión y control de la legalidad a lo largo de una compleja legislatura. La décimo tercera, para ser exactos.

Y es que los nubarrones de complejidad están en la composición de esta Mesa, con algunas muestras claras, los días previos, a la constitución de la cámara catalana. No deja de ser curiosa la renuncia tardía del ex presidente Puigdemont a su acta de diputado, provocando la renuncia a recoger la suya de Josep Costa, ex vicepresidente primero del Parlament. Era uno de los nombres que circulaba como candidato a presidir la Mesa. Todo indica su desacuerdo y la decisión de romper con su grupo.

Otra gran novedad, de consecuencias por descubrir, fue el retorno de la ex consejera de Agricultura, Meritxell Serret (ERC), huída a Bélgica, junto con el resto de imputados que allí residen. Su retorno en el más estricto secreto ha producido daños considerables en el resto de fugitivos, algunos de los cuales la han criticado abiertamente. Presentada ante el Tribunal Supremo, pudo recoger el acta de diputada y participar en la sesión parlamentaria. En los próximos días será llamada a declarar ante el Supremo.

El que no pudo recoger el acta fue Lluís Puig, ex consejero de Cultura. La Mesa de edad, no permitió su voto delegado, cuestión que quedará para la primera sesión de la Mesa. Este será uno de los primeros conflictos, por cuanto el Reglamento no permite delegar el voto a un fugitivo de la Justicia. Veremos cómo se resuelve este caso. Seguramente pronto lo veremos en manos de los tribunales.

Otro dato relevante de la sesión constitutiva fue la decisión de los dos partidos independentistas de inclinarse por la CUP en detrimento de ECP (En Comú Podem), que ha quedado fuera de la Mesa. Este hecho ha provocado el anuncio de su paso a la oposición, y no participar en el nuevo gobierno.

Por último, y no tema menor, es la inestabilidad política segura, en este nuevo mandato. El grave error de poner en la presidencia a una persona imputada por diversos delitos, hace prever su próxima comparecencia ante el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya, para dar cuenta de sus actuaciones al frente de la Institución de las Letras Catalanas. Mal asunto porque hay pruebas concluyentes de haber concedido 260.000 euros a un amigo suyo, mediante el reparto del importe, en 18 contratos menores. Nos podemos quedar sin presidenta en cuestión de pocos meses.

Y bien, si todo ello no fuera poco, el arranque del nuevo Ejecutivo no parece fácil. Hay serios problemas para repartir cargos y aprobar plan de trabajo. La cuenta atrás ha comenzado y tienen dos semanas para presentar candidato a presidente. La candidatura está clara en la persona de Pere Aragonés (ERC) lo que ya no está nada clara es la composición en número y en áreas destinadas a cada partido. El fuerte desgaste de las que están en manos de Junts x Cat, hacen prever fuertes tensiones.

Y por si fuera poco, aunque nadie hable de ello, es la dura realidad financiera de la Generalitat. Debe retornar 32.000 M en los próximos tres años. Con un presupuesto de 36.000 M, y una deuda total de 80.000 M, es imposible cumplir. Solo un acuerdo con el gobierno central para un retorno a largo plazo de la deuda, puede salir de esta situación. Así están las cosas, así empieza un mandato, sin objetivos claros, sin nuevos protagonistas, sin expectativas de romper con el pasado inmediato. Hay que hacerse a la idea de un recorrido corto de año o año y medio, para volver a las urnas o introducir cambios radicales en el Parlament y el Govern. Veremos.

Presidente del Consejo de la Federación XI del PSC-PSOE. Ex alcalde de Borredà ( Barcelona) y ex diputado del Parlament de Cataluña.