Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE A EL OBRERO

FELGTB denuncia que la bisexualidad sigue siendo cuestionada

  • Escrito por Redacción/FELGTB
  • Publicado en Arco Iris

Con motivo del Día Internacional de la Bisexualidad, que se conmemora este miércoles, 23 de septiembre, la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales (FELGTB) reivindica una mayor visibilidad, el reconocimiento y la normalización de las personas bisexuales ya que se trata de una orientación sexual constantemente cuestionada y muy poco conocida a nivel social.

Tal y como denuncia la coordinadora del Grupo de Políticas Bisexuales de FELGTB, Noelia Mellado, el desconocimiento generalizado sobre esta orientación sexual lleva a las personas bisexuales a tener que combatir estereotipos y prejuicios “durante toda nuestra vida” y a “reivindicar constantemente quienes somos”.  Y es que, tal y como alerta, “recibimos prácticamente a diario comentarios que niegan nuestra identidad del tipo a ver si te decides, qué te gustan más los chicos o las chicas o estás en una fase”.

“Además, siempre se asocia nuestra orientación sexual en función de nuestra pareja, cosas que son totalmente independientes. Se nos dice a menudo que, si estás con un hombre siendo mujer, es que al final eras heterosexual o que has optado por el camino fácil para no sufrir discriminación. De la misma manera, si tu relación es con una mujer se te considera lesbiana cuando tú eres bisexual y tampoco se te identifica como bisexual si tu pareja es una persona no binaria, ya que la sociedad no suele leerlas como tales”, explica. 

Asimismo, Mellado denuncia en el marco del año temático “Mujeres LTB: Sororidad y Feminismo”, la doble discriminación a la que están expuestas las mujeres bisexuales que, debido al machismo y la bifobia, “somos percibidas por gran parte de la sociedad como un mero objeto sexual, destinado a satisfacer cualquier tipo de fantasía”. 

En este sentido, Ana, de 25 años, explica que ha experimentado el estigma y la cosificación que sufren las mujeres bisexuales sobre todo a través de las redes sociales. Así, explica que “en cuanto dices que eres bisexual, se da por hecho que quieres tener sexo con varias personas a la vez o que te da igual con quien irte”. “Que me pueda gustar un hombre o una mujer no quiere decir que me guste toda la población ni que quiera estar con más de una persona a la vez”, denuncia.

Además, explica que “las personas bisexuales siempre tenemos que estar combatiendo el estereotipo de que somos viciosas y cuando tienes una relación, se dan problemas de pareja porque la otra persona cree que vas a serle infiel. Si siendo mujer tu pareja es mujer, puede creer que finalmente terminarás con un hombre y cuando tu pareja es hombre, teme especialmente que te vayas con otra mujer porque es como si les tocaras su masculinidad.”

Por este motivo, la coordinadora del Grupo de Políticas Bisexuales de FELGTB reivindica el feminismo como una herramienta necesaria contra el patriarcado que contribuye a que las mujeres bisexuales sean invisibilizadas y percibidas como un mero objeto de deseo y estén expuestas a altos índices de violencia sexual. “Creemos firmemente en el movimiento feminista inclusivo pues entendemos que la diversidad es un valor que nos enriquece a todas las mujeres”, asegura. 

Bisexualidad, la orientación sexual desconocida. 

Ana ha vivido siempre en un pueblo pequeño de Castilla La-Mancha donde empezó a salir con chicos y aunque las mujeres le atraían, inconscientemente, lo tapaba o lo disfrazaba de “envidia sana” porque nunca había oído hablar de la bisexualidad y no sabía lo que era.

“Al principio, creía que no había nadie más como yo en el mundo y me resultó de mucha ayuda entrar en contacto con la Asociación Plural LGTBI Mancha Centro, que está en un pueblo cercano más grande que el mío. Por eso, creo que es fundamental que se conozcan y se visibilicen las distintas orientaciones sexuales, porque a alguien bisexual de 13 o 14 años que se esté descubriendo, le puede ser de mucha ayuda saber que no solo se puede ser heterosexual, lesbiana u homosexual”, explica.

Desde que se visibilizó como bisexual, Ana contó con el apoyo de su familia y de sus amistades, pero explica que es habitual que las personas LGTBI que viven en el entorno rural tengan que marcharse a grandes ciudades para poder vivir su vida libremente.

En este sentido, Noelia Mellado reivindica una educación en diversidad LGTBI que se ofrezca en todo el territorio estatal y donde, entre el resto de orientaciones sexuales y de la identidad de género, se hable de bisexualidad. “Necesitamos educación en bisexualidad, pero no solo en el ámbito educativo, sino también en el empresarial, el jurídico y el sanitario, entre otros, para que las personas bisexuales puedan ser visibles y respetadas en todos los ámbitos de su vida”, reivindica.

Y es que, Mellado denuncia que las personas bisexuales siguen sin recibir una correcta atención sanitaria en materia de salud sexual, ni en materia de salud mental, puesto que aún hay psicólogos y psiquiatras que niegan esta orientación sexual. Por este motivo, considera fundamental “disponer de una Ley Integral Trans y contra la discriminación de las personas LGTBI, que sigue siendo una deuda histórica de España con el colectivo LGTBI, para combatir las desigualdades sociales a la que estamos sometidas”.