El comunicado que la izquierda espera de Unidas Podemos

  • Escrito por Ignacio Trillo
  • Publicado en OPINIÓN

Reunidos conjuntamente, el Consejo Ciudadano Estatal de Podemos y la Comisión colegiada Federal de Izquierda Unida, constatan con enorme preocupación y afrontan con alto grado de responsabilidad el actual momento político.

En esta línea nos sentimos copartícipes del pesar que embarga a la mayor parte de la izquierda de los distintos ámbitos de los pueblos de España ante la actitud de veto, cerrazón y bloqueo de las negociaciones que realiza el PSOE, que más bien pareciera obstinado, en vez de plantear salidas, en poner obstáculos para que no llegue a buen puerto la investidura de Pedro Sánchez a presidente del Gobierno. Cada día que pasa se superan en las contradictorias y erróneas posiciones que mantienen y que han sido reiteradas en el último encuentro celebrado.

En el análisis conjunto que los dos partidos de la coalición `Unidas Podemos´realizamos acerca del panorama político que atraviesa el Estado español, coincidimos en ser plenamente conscientes que el no acuerdo hasta la fecha entre las dos principales fuerzas parlamentarias de progreso, ha conducido a un estado de inquietud, zozobra, pesimismo, temor y desmovilización del electorado de izquierda, a lo que tenemos que sumar las incertidumbres que ensombrecen la esfera internacional, así como la involución reaccionaria que recorre Europa; factores todos ellos que podrían pasar factura de forma negativa en la regresión del mapa electoral español que surgió de las pasadas elecciones generales del mes de abril, sí, como consecuencia del no reconocimiento, de hecho, del resultado de las urnas para trasladarlo de forma negociada a una composición plural de Gobierno, se incurriese además en la aventura de provocar una indeseable convocatoria a las urnas cuyo desenlace sería más que imprevisible.

A tal fin, `Unidas Podemos´, en aras al interés general y a la defensa de las clases trabajadoras y populares, hace público que da por finalizada las conversaciones con el PSOE antes de la investidura, y fija su posicionamiento oficial de cara a dar salida a la presente y compleja coyuntura, en los siguientes términos:

1º.- `Unidas Podemos´ seguirá insistiendo que la situación ideal para afrontar los grandes retos que exigen la regeneración y la reforma de las anquilosadas estructuras que empobrecen nuestro sistema político, económico, social y ambiental, encontraría el marco adecuado para su solución en un Gobierno de coalición negociado y formado por el equilibrio interno emanado de las urnas del pasado 28-A, no renunciando a su formulación en el futuro en el momento que fuera demandado por una amplia movilización de la ciudadanía, o porque las pírricas conquistas alcanzadas desde la moción de censura al Gobierno del PP, por la corrupción endémica existente en sus filas, hasta el día de hoy, se encontraran en peligro para su continua profundización.

2º.- `Unidas Podemos´ rechaza de plano la última propuesta del PSOE por atentar contra los principios más elementales que venimos sustentando y que nos impide en coherencia aceptar.

No estamos por tanto de acuerdo en que los órganos externos de control y fiscalización a la acción del Gobierno (CNMV, CIS, Defensor del Pueblo…), sean ocupados por dirigentes de `Unidas Podemos´, reiterándonos en el criterio de respeto a la independencia que deben gozar estos entes públicos al objeto de que, para mejor eficiencia y neutralidad en su desempeño, sean cubiertos por personalidades de reconocido prestigio y probada solvencia, ajenas a la militancia partidaria.

En este sentido, ponemos especial énfasis en acabar con una de las lacras que más daño ha causado a la democracia a lo largo del sistema bipartidista institucionalizado que ha imperado en España durante décadas y donde la corrupción aflorada y la que seguirá oculta no ha sido ajena a esa mala praxis desarrollada.

3º.- `Unidas Podemos´, asimismo, solo se integraría en una futura comisión de seguimiento y vigilancia a la acción del Gobierno en el caso de que el candidato a ser investido a Presidente fijara un calendario temporal muy preciso sobre la prioridad en los dos primeros años de legislatura de aplicar las medidas anunciadas en el programa gubernamental a implementar que son coincidentes con lo planteado por `Unidas Podemos´, y donde la derogación de la contrarreforma laboral del PP, con la aprobación parlamentaria de una nueva norma, de progreso y justicia social alternativa, que acabe con la temporalidad y la precariedad en el empleo, fuera próximamente una realidad.

4º.- `Unidas Podemos´, de cara a acabar con la interinidad y la esterilidad de un Gobierno en funciones, en base al grado de responsabilidad que contrajimos con nuestro electorado, como voto útil y decisivo para los grandes cambios transformadores que se necesitan, toma la iniciativa para desbloquear el momento político presente, instando a que el candidato a la investidura, Pedro Sánchez, en el caso de que las consultas inmediatas a nuestras respectivas bases resultasen positivas, se dirija al Jefe de Estado para que abra un proceso de consultas entre los distintos partidos políticos de cara a convocar a la mayor brevedad posible las sesiones correspondientes del Pleno de diputados y diputadas del Congreso para que sea investido Presidente.

5º.- `Unidas Podemos´, con este posicionamiento favorable a la investidura de Pedro Sánchez, quiere dejar claro que no persigue la formación de un Gobierno débil y en minoría que sea objeto de desgaste, ni acortar en su transcurrir la legislatura a iniciarse que frustre una vez más las aspiraciones de las clases populares y de progreso. Tampoco pretende dar un cheque en blanco `sine die´ al inmediato Gobierno que salga de esta investidura.

Por el contrario, es su firme voluntad formar parte, junto a otras fuerzas políticas, de una nueva mayoría estable y fuerte de progreso que proporcione un nuevo impulso político para el avance y la consolidación de un camino de regeneración y de igualdad que nos gustaría que fuera continuo, irreversible y aplicado con firmeza democrática frente a la extrema involución que en todos los planos de la realidad preconiza la ultramontana coalición de las derechas del retroceso histórico.

Pero a la vez llamamos la atención y avisamos al candidato a la investidura que en todo caso ese deseo manifestado no dependería exclusivamente de `Unidas Podemos´ sino de las medidas reales de transformación que tomara y aplicara con un nuevo impulso el nuevo Gobierno que formara, que obtendría nuestro apoyo de tomar un rumbo de cambio, no así para proseguir con políticas sin norte, de parcheo o de dependencia de los poderes fácticos, frustrando, desarmando, desmotivando, inhibiendo y ahuyentando al cuerpo electoral de izquierda.

6º.- `Unidas Podemos´, llama por tanto al futuro gobierno con su Presidente a la cabeza a entrar en un ciclo político distinto que lleve a nuestro país a ser un referente, tanto a nivel estatal, en la sostenibilidad de un sistema basado en la consulta, la participación y la movilización de los entes asociativos de la sociedad civil, donde impere la solidaridad en el reparto de las rentas y de la riqueza, el equilibro territorial en las inversiones públicas con especial dirección a la España vaciada, las políticas de igualdad y de respeto y restauración de nuestro medio ambiente y de lucha contra el cambio climático, así como, en el campo internacional, la aplicación de las normas que vienen amparadas por los convenios internacionales y los derechos humanos para quienes huyen de las guerras y de las miserias, como en otros periodos históricos ha sucedido por otras naciones que lo han llevado a cabo con nuestras gentes.

En este camino, el PSOE y Pedro Sánchez encontrarán a `Unidas Podemos´; en cualquier otro, no.

7º.- Por último, ambas formaciones de la coalición nos dirigimos a nuestros militantes e inscritos para que en la consulta que se va a poner en marcha a las bases, entiendan el desafío al que habrán de enfrentarse y optar para anteponer el interés de las gentes que defendemos por encima de todo, para parar a la derecha y para obligar al Gobierno del PSOE a tomar las medidas de cambio y de transformación que la ciudadanía de izquierda y progresista demandan.

No puede ser de izquierda responder con las vísceras para pagar con la misma moneda los desplantes recibidos, porque no conducen a ninguna meta, sino pensar fríamente con la cabeza qué es lo que más interesa en estos momentos a las clases trabajadoras y a un país que pretende ser, social y sosteniblemente avanzado donde nada y nadie quede tirado en el camino.

Y en este discurrir, seguro que el cuerpo electoral de progreso que todavía no nos apoya o dejó de votarnos, seguro que también va a asumir nuestro planteamiento y valorar este noble gesto de grandeza y de generosidad protagonizados por nuestra coalición.