Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕

Juan I. Pagola Carte

Doctor en Comunicación por la Universidad de Deusto, es profesor de ética profesional y comunicación organizacional en el Grado de Comunicación de la Facultad de Ciencias Sociales y Humanas.

Tiene publicados los siguiente libros: Ética del profesional de la comunicación (2004), junto a Arantza Echaniz; Comunicación para el desarrollo; la reponsabilidad en la publicidad de las ONGD (2009); Proyectos de comunicación (2012), junto a Elvira García; y Ética profesional para una comunicación como encuentro (2017).

En la Universidad de Deusto desempeñó la dirección del Máster en Gestión de la Comunicación Audiovisual, Empresarial e Institucional (2005-2012), y desde 2018 es coordinador del Grado en Comunicación.

El futuro ya es presente: Cómo las series distópicas describen el mañana

La miniserie británica Years and Years (HBO), dirigida por Russell T. Davies y estrenada en 2019, nos sitúa en la vida de una familia de Manchester en la que vemos pasar los años camino del futuro –la primera temporada finaliza cuando se alcanza 2035. Otra creación de tinte distópico que pretende colocarnos, de forma inquietante, frente a una hipotética realidad en tiempos cada vez más convulsos. En ella, se conjugan los avances tecnológicos (redes, realidad virtual, nuevos dispositivos de comunicación, gestión de la información…), los científicos (investigación, innovadores tratamientos médicos, manipulación genética, gestión del big data…) y los de control de la opinión pública (perfeccionamiento del marketing político, investigación pormenorizada de las audiencias, diseño quirúrgico de los mensajes y las estrategias…).

La construcción de la otra realidad desde el "ala oeste"

Para muchos analistas e historiadores, el siglo XXI se inicia el 11 de septiembre de 2001. En la mañana de ese día, hora local, dos aviones comerciales cargados de pasajeros se estrellan contra las Torres Gemelas de Nueva York, otro se empotra en la fachada del Pentágono, en Washington D.C., y un cuarto se precipita contra el suelo en Pensilvania, antes de alcanzar su objetivo. Los atentados, perpetrados por terroristas islamistas, causan casi 3.000 muertes y son reivindicados por Al Qaeda.

  • Publicado en Opinión