Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE ⮕

El Observatorio de Igualdad de Género presenta un informe sobre la aplicación de la Ley de Igualdad en el ámbito de la cultura


  • Escrito por Ministerio de Cultura y Deporte
  • Publicado en La Zurda

El Observatorio de Igualdad de Género en el ámbito de la Cultura ha presentado, en su reunión celebrada el martes 20 de octubre, el ‘Informe sobre la aplicación de la Ley de Igualdad en el ámbito de la cultura, dentro del marco competencial del Ministerio de Cultura y Deporte’. En dicha sesión fue aprobado igualmente el plan de trabajo 2020/2021 y la celebración del Congreso sobre Cultura e Igualdad.

En el plan de trabajo para 2021, se destaca la colaboración con el Instituto de la Mujer para poner en marcha un programa de estudios relacionados con cultura e igualdad, así como, a propuesta de las asociaciones, la realización de varios informes de evaluación con perspectiva de género en temas como, por ejemplo, el impacto de la Covid-19. También incluye la mejora continua de la información desagregada por sexos, junto a la publicación periódica de explotaciones de datos estadísticos sobre los distintos sectores de la cultura. Además, está previsto abordar diversos informes sectoriales en los campos de las artes visuales, el libro, la propiedad intelectual o la cinematografía y las artes audiovisuales.

El informe ha sido realizado entre el segundo semestre de 2019 y el primero de 2020 bajo la dirección de la investigadora Fátima Anllo (Observatorio de Creación y Cultura Independiente) por encargo del Observatorio de Igualdad de Género en el ámbito de la Cultura del Ministerio de Cultura y Deporte en el que participan las asociaciones Clásicas y Modernas (CyM); Mujeres en las Artes Visuales (MAV); Mujeres en la Música, MM; Mujeres en la Industria de la Música (MIM) y la Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales, CIMA.

El objetivo del texto ha sido, por una parte, evaluar si la Ley de Igualdad ha impactado en las decisiones tomadas y las medidas adoptadas por parte del Ministerio a partir de su promulgación en 2007 y si éstas han sido eficaces en la promoción de la igualdad en los campos de las artes visuales, la lectura y el libro, el cine y el audiovisual, las artes escénicas y la música y, por otra, identificar la existencia de posibles sesgos de género.

Sensibilidad a la igualdad y eficacia de la Ley

El informe destaca como conclusiones que la sociedad española pierde gran parte del enorme del capital invertido en formar y desarrollar el talento y la capacidad de producción de las mujeres. La inquietud por la igualdad se ha incorporado y está presente en las distintas áreas del Ministerio y en los organismos vinculados a él, aunque debe seguir profundizándose en este sentido. Por otro lado, y pese a que persisten las barreras en el acceso al poder ejecutivo, se constata la eficacia de la Ley a la hora imponer su principio de presencia equilibrada en los órganos colegiados y mejorar la participación de las mujeres en la gobernanza de la cultura.

El ámbito de poder más inexpugnable para las mujeres es sin duda el poder cultural o de legitimación artística. Otra de las principales conclusiones gira alrededor de la baja representación de las mujeres en acciones y programas llevados a cabo por el Ministerio y las entidades analizadas. A su vez, también se han identificado acciones puntuales de acción positiva que ponen de manifiesto la capacidad del Ministerio de Cultura y Deporte de modular e incluso invertir la baja representación que sufren las mujeres en determinados ámbitos artísticos.

Confirmación de la brecha tecnológica y digital

En el caso del empleo, no puede decirse que exista una brecha salarial de carácter horizontal dentro del ámbito de actuación del Ministerio y entidades vinculadas, aunque se aprecia en sentido vertical, proyección, en gran parte, de desigualdades estructurales que condicionan el acceso de las mujeres al empleo en la sociedad en su conjunto y que constituyen lo que se denomina el techo de cristal. Y la brecha tecnológica y digital, que amenaza la igualdad futura de las mujeres se confirma también en el campo cultural.

Ante estas conclusiones, el informe aboga por poner en marcha de forma decidida acciones positivas que obliguen a un reparto equitativo del poder cultural y del derecho de las mujeres a crear, producir, exhibir y difundir sus obras en condiciones de igualdad. Las meras recomendaciones no imperativas se han mostrado insuficientes.

Cuotas en favor de las mujeres

No será posible levantar las barreras estructurales que persisten, sin la introducción de claras cuotas en favor de las mujeres; tanto en los procesos de selección de los principales puestos de legitimación cultural y artística como en todas aquellas actividades que traigan consigo la creación, producción, distribución, exhibición o programación de obras, tanto de nueva creación como las ya existentes.

El documento incluye un análisis de la desigualdad en el contexto cultural general y en las actuaciones llevadas a cabo por el propio Ministerio, y por los organismos autónomos Biblioteca Nacional de España, Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (INAEM), el Instituto de la Cinematografía y de las Artes audiovisuales (ICAA), los organismos públicos Museo Nacional del Prado y Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía y las fundaciones de servicio público Fundación Teatro Real, Fundación Museo Nacional Thyssen-Bornemisza y Fundación Lázaro Galdiano.