¡Únete!

UP aspira a resistir el 10N

  • Escrito por Lourdes Velasco
  • Publicado en Nacional

Unidas Podemos confía en resistir este domingo y obtener un resultado similar al del 28A, pese al riesgo de perder escaños muy representativos como el de Rafael Mayoral -número cinco por Madrid-, Pablo Echenique -Zaragoza- o el del gaditano Juan Antonio Delgado.

La coalición morada ha llegado a la recta final de campaña con la sensación de que el debate electoral del pasado lunes ha dado un espaldarazo a Pablo Iglesias, como, según sostienen, sucedió el 28 de abril, cuando lograron 42 diputados y un apoyo superior al que inicialmente creían.

El candidato está satisfecho con la evolución de la campaña y desde la dirección creen que Unidas Podemos tendrá un resultado digno, pese a que antes de convocarse las elecciones los de Pablo Iglesias asumían que una repetición electoral podría costarles una decena de diputados.

Pero la formación morada cree que su suelo electoral es sólido y que aguantarán pese a que nunca antes habían ido a unas elecciones con una situación de partida tan poco propicia. Además de que el PSOE les acusaba de haber bloqueado la formación de un gobierno progresista, Unidas Podemos ha defendido los indultos a los políticos condenados por el "procés" -asumiendo el coste electoral en el resto de España- y ha tenido que lidiar con la irrupción de Más País, explican desde la formación.

La dirección de la campaña da por hecho que esta circunstancia sí tendrá coste electoral para Unidas Podemos y para la izquierda en su conjunto, pues avisan de que, aunque el partido de Íñigo Errejón no logre representación en algunas provincias, sí puede provocar que escaños ahora de UP pasen a manos del PP y en algunos casos incluso de Vox.

Ese caso, según alertó el coordinador federal de IU, Alberto Garzón, podría darse en Málaga con el escaño que ahora ocupa Eva García Sempere (IU). Entre los escaños que Unidas Podemos ve posible perder este domingo se encuentran el de Cádiz, Murcia y los segundos por Alicante, Las Palmas, Baleares y Vizcaya, además de los dos últimos por Madrid.

Confían en que, pese al baile, sí esté de vuelta en el Congreso Pablo Echenique, secretario de Acción de Gobierno y número uno por Zaragoza.

En el apartado de los cambios que les podrían ser favorables, podrían recuperar el segundo escaño por Pontevedra, mejorar los seis diputados de En Comú Podem o traer de vuelta al Congreso el diputado por Valladolid o de Toledo.

Durante la campaña electoral, Pablo Iglesias ha visitado, además de Madrid, seis ciudades: Palma, A Coruña, Valencia, Barcelona, Bilbao y está hoy en Toledo, por donde concurre la jefa de Gabinete de Irene Montero, Teresa Arévalo.

Como ya hizo el 28 de abril, el candidato se ha repartido el protagonismo de la campaña con su número dos, Irene Montero, que pilotó la apertura y ha dirigido la caravana de Unidas Podemos el sábado 2 y el lunes 4, con actos en Barcelona y en Pamplona.

Ambos han combinado la campaña con pasar tiempo en casa -donde han dormido cada día- para cuidar de sus tres hijos. Con las bases más movilizadas que el 28A, la coalición reunió a más de 2.000 personas en A Coruña y alrededor del millar en Palma o Barcelona, además del mitin cierre de campaña en Madrid pensado para unas 6.000 personas.

Iglesias se despide del camino al 10N como lo empezó: Avisando a sus electores de que no dará ningún "voto gratis" al PSOE y solo le apoyará la investidura si pacta una coalición de gobierno. El tono contra Sánchez ha ido subiendo a medida que han ido pasando los días.

Además de alertar de que el PSOE pone a Cataluña como excusa para pactar con el PP las medidas económicas, Iglesias ha llegado a imitar en un mitin al presidente en funciones y le ha reprochado su estética de "traje y corbata" en un mitin, lo que en su opinión representa su viaje definitivo a la derecha.

Fuentes de la formación morada avisan además que, si Sánchez logra en la investidura el apoyo del popular Pablo Casado, tendrá que mirar hacia él también para pactar el resto de iniciativas de la legislatura, que auguran además corta. Unidas Podemos vuelve al 10N con las mismas premisas del 28A. No hay camino intermedio: o gobierno u oposición.