El PSOE no da por rotas las relaciones con Podemos pero está muy "enfadado"

MADRID, 21/09/2019.- La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís (i), y la portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra, durante la celebración delo XII Pleno de la Federación de Municipios y Provincias, esta mañana en Madrid.- EFE/Paco Campos MADRID, 21/09/2019.- La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís (i), y la portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra, durante la celebración delo XII Pleno de la Federación de Municipios y Provincias, esta mañana en Madrid.- EFE/Paco Campos

La portavoz del PSOE en el Congreso, Adriana Lastra, ha asegurado este sábado que las relaciones con Unidos Podemos no están rotas, pero ha admitido el "enfado considerable" y la "desconfianza muy grande" que hay con los de Pablo Iglesias tras el "chantaje" al que trató de someterlos.

Lastra ha recalcado, en declaraciones a los periodistas tras asistir al pleno de la Federación de Municipios y Provincias, que las relaciones entre los partidos políticos nunca pueden estar rotas, porque siempre tienen que hablar de "muchas cosas".

En el caso de Unidas Podemos, ha recordado como ejemplo que en el último pleno de la legislatura celebrado esta semana han votado hasta en siete ocasiones juntos.

"Por lo tanto, no pueden estar nunca rotas las relaciones con los partidos políticos, tampoco ahora", ha afirmado, tras lo que ha admitido que "lo que hay, evidentemente, es una desconfianza muy grande y un enfado considerable de este partido con Unidos Podemos, porque a lo que nos ha llevado es a una repetición electoral".

Lastra no ha contestado si el PSOE mantiene a Podemos como socio preferente y se ha limitado a decir que salen a ganar las elecciones el próximo 10 de noviembre y que lo que quieren es hablar con "toda España" para concitar un apoyo mayoritario.

Sí ha criticado la afirmación del líder de Podemos sobre que el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, les mintió en las negociaciones.

"Ya nos hemos acostumbrado en las últimas semanas a las descalificaciones por parte de Unidas Podemos", ha dicho y ha recalcado que mientras que el PSOE acudió a una "negociación sincera" para la investidura de Sánchez, los de Iglesias trataron de someterles a un "chantaje".

Lastra ha pedido "mesura" a Iglesias, a cuyas provocaciones no van a entrar, porque son un partido "serio y responsable".

Por eso, ha añadido, Sánchez les ofreció hasta cinco propuestas, incluidas el gobierno de coalición, y "la respuesta del señor Iglesias en todo momento fue que no (...) y lo ha visto toda España", ha advertido.

Una vez abocados a las elecciones, ha incidido en que lo que tiene que hacer ahora el PSOE es "hablar con los ciudadanos", sin mirar a Podemos o Cs.

"Va a mirar hacia la ciudadanía que es lo que hacemos siempre", ha asegurado Lastra, que por otra parte ha celebrado el consenso existente en la FEMP que, con toda probabilidad, volverá a elegir presidente al socialista Abel Caballero.

La portavoz del PSOE ha señalado que la "buena práctica" de los ayuntamientos de aprobar en consenso la mayoría de los asuntos que les afectan deberían emularla el resto de administraciones.

El pleno de la FEMP se celebra en un momento muy importante para el PSOE, según Lastra, porque se celebran 40 años de ayuntamientos democráticos y porque los socialistas vuelven a ser "hegemónicos" a nivel municipal y provincial.

Una presencia que se explica en que "hasta el último pueblo de España hay un socialista dispuesto a trabajar por las ideas de igualdad, libertad y justicia social" y porque han demostrado que "gestionan bien". EFE

Lambán comparte "irritación" con una política que no ha estado "a la altura"

El presidente aragonés, Javier Lambán, ha afirmado este sábado que comparte en gran medida la "irritación" de los españoles ante el bloqueo que ha llevado a una repetición electoral y ante una política que "no ha estado en modo alguno a la altura de las circunstancias".

Una "irritación" que comparten también los presidentes autonómicos y los alcaldes, que llevan cuatro años sin tener en Madrid un Gobierno consolidado que sea un interlocutor válido para afrontar todos los retos que tienen por delante, ha apuntado Lambán en declaraciones a los medios con motivo de la inauguración de unas jornadas de la Orden de San Juan en Castiliscar (Zaragoza).

Así, ha lamentado que en los cuatro años que lleva de presidente autonómico ha vivido tres elecciones generales y no ha podido hablar con presidentes o ministros que tuvieran un panorama despejado de tres o cuatro años para tomar decisiones, por lo que ha reclamado "en nombre de los aragoneses" que por fin se forme ese gobierno.

Aunque entiende la "irritación" de la ciudadanía, ha añadido que deben entender también que han de ser ellos quienes pongan fin a la situación de interinidad que vive España mediante un nuevo ejercicio de responsabilidad en las urnas.

Sobre todo, ha remarcado, deben rechazar la aparición de frentes ideológicos, los enfrentamientos de una España contra la otra o entre la izquierda y la derecha, porque todo ello es "absolutamente indeseable".

En este sentido, Lambán ha insistido en que los retos que tiene por delante España son de tal magnitud que requieren soluciones de gobierno basadas en la centralidad y la transversalidad, como ha sucedido en Aragón, donde confluyen fuerzas políticas conservadoras con fuerzas políticas progresistas en un cuatripartito.

Ello se traslada al nivel nacional con una gobernanza en torno al PSOE, como partido en mejores condiciones en el momento, que cuenta de una forma u otra con otras dos fuerzas políticas "fundamentales": Podemos y Ciudadanos.

De este modo, ha confiado en que los líderes políticos se pongan en modo electoral, pero en un modo electoral "responsable", porque sus errores "los paga caros el país", que también se beneficiará de sus aciertos "sin ningún tipo de duda".