SUSCRÍBETE

El rey se reúne con Batet, pero aún no fijará sus consultas de investidura

MADRID, 22/05/2019.- El rey Felipe recibe a la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, quien le comunica la composición de la Cámara en la XIII legislatura, este miércoles en el Palacio de La Zarzuela. EFE/Ballesteros MADRID, 22/05/2019.- El rey Felipe recibe a la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, quien le comunica la composición de la Cámara en la XIII legislatura, este miércoles en el Palacio de La Zarzuela. EFE/Ballesteros

La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, ha comunicado oficialmente al rey en el Palacio de la Zarzuela la constitución de la cámara en la XIII legislatura, pero Felipe VI aún no fijará la fecha de su ronda de consultas para la investidura de un presidente del Gobierno.

Para iniciar esa ronda, que se baraja que pueda celebrarse en la primera semana de junio, deberá esperar a que Batet, más adelante, le traslade también oficialmente el listado de partidos que tienen representación en el Congreso.

Tras ser elegida ayer en la sesión constitutiva de la cámara, la nueva presidenta ha acudido a Zarzuela para ser recibida por el rey, quien mantiene también este miércoles otra reunión con el presidente del Senado, Manuel Cruz.

Felipe VI, que en esta jornada celebra el 15 aniversario de su boda con doña Letizia, ha saludado a Batet en el Salón de Audiencias del palacio y le ha dado la enhorabuena por su nombramiento después de que ayer lo hiciera ya telefónicamente.

Los dos han posado para los informadores gráficos antes de trasladarse al despacho del monarca para mantener su primera reunión. En el primer contacto entre el rey y el nuevo presidente del Congreso, éste le comunica oficialmente la constitución de la cámara y es habitual que le traslade también el listado de partidos con representación parlamentaria.

Es lo que ocurrió por ejemplo en los encuentros que mantuvo Felipe VI, respectivamente, con Patxi López y Ana Pastor tras las dos anteriores elecciones generales ya como jefe del Estado. Pero en esta ocasión Batet se ha limitado a informar de la puesta en marcha de la nueva cámara, y será próximamente cuando comunique al rey la relación de fuerzas políticas presentes en la institución.

Una circunstancia condicionada por el hecho de estar en campaña para las elecciones europeas, municipales y autonómicas, y porque el Congreso tiene pendiente decidir si suspende sus derechos como parlamentarios a los diputados independentistas que están en prisión.

Entre ellos los de ERC, formación que decidió no acudir a las últimas rondas de consulta del rey pero que si en esta ocasión lo hace podría intentar que se desplazara a Zarzuela alguno de sus parlamentarios encarcelados.

Con el listado que proporcione próximamente la presidenta del Congreso, la Casa Real fijará el orden de los contactos del monarca con los representantes de cada uno de los partidos para sondear si un candidato cuenta con suficientes apoyos para ser investido como presidente del Gobierno.

En el actual Congreso hay representantes de quince partidos que se han presentado a los últimos comicios tanto en solitario como en coalición.

Es el artículo 99 de la Constitución el que establece que el rey, "previa consulta con los representantes designados por los grupos políticos con representación parlamentaria, y a través del presidente del Congreso, propondrá un candidato a la Presidencia del Gobierno". No hay plazo alguno para citar a esos representantes, pero esta será la vez que más tarde en convocarse desde que Felipe VI asumió la Corona.

Tras sus primeras elecciones generales como jefe del Estado, las de 2015, la ronda de consultas comenzó cuatro días después de que recibiera por primera vez al entonces presidente del Congreso, Patxi López, mientras que después de las de 2016 la inició a los seis días de recibir en Zarzuela a la nueva presidenta de esa institución parlamentaria, Ana Pastor.

A la espera del calendario definitivo de consultas del rey, el Gobierno, según comentó el pasado viernes su portavoz, Isabel Celaá, calcula que los trámites para convocar una sesión en la que Pedro Sánchez pueda ser investido presidente tardarán algo más de un mes, por lo que podría celebrarse a primeros de julio.

Banner 468 x 60 px