Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE A EL OBRERO

Carballedo defiende la "absoluta normalidad" de la colaboración público-privada

MADRID, 11/08/2020.- La consejera de Presidencia, Eugenia Carballedo, hace balance en rueda de prensa de las medidas aprobadas y las iniciativas contestadas a la Asamblea de Madrid durante el primer año de Gobierno de PP y Cs. EFE/ Fernando Alvarado MADRID, 11/08/2020.- La consejera de Presidencia, Eugenia Carballedo, hace balance en rueda de prensa de las medidas aprobadas y las iniciativas contestadas a la Asamblea de Madrid durante el primer año de Gobierno de PP y Cs. EFE/ Fernando Alvarado

La consejera de Presidencia de la Comunidad de Madrid, Eugenia Carballedo, ha defendido este martes la colaboración público-privada en relación al contrato adjudicado a Quirón para sumar 22 rastreadores en la región, una fórmula que el Gobierno regional seguirá utilizando "con absoluta normalidad" y que "practica" el Ejecutivo central, además de otras administraciones.

Así lo ha indicado Carballedo en una rueda de prensa para hacer balance del primer año del Gobierno de coalición de PP y Ciudadanos, después de que el lunes el portal de contratación de la Comunidad de Madrid publicase que la Consejería de Sanidad ha adjudicado por la vía de urgencia a una empresa del grupo Quirón un contrato para la "detección de contactos estrechos" de coronavirus, mediante un equipo de 22 sanitarios.

Se trata de 20 auxiliares de enfermería y 2 médicos, y el contrato tiene una duración de tres meses y un importe de 194.223 euros, y que deberán realizar al menos 190 encuestas diarias.

El contrato se adjudicó el 7 de agosto "por procedimiento sin publicidad", después de que la Dirección General de Salud Pública madrileña anunciara "la dificultad para cubrir los puestos ofertados" y tras recurrir a universidades y municipios en busca de voluntarios no remunerados.

La consejera de Presidencia ha defendido que el Ejecutivo regional "no va a renunciar" a "ninguna opción" para poner a disposición de los madrileños "todos los recursos" necesarios para afrontar la pandemia.

"Hemos contratado a más de 400 rastreadores, es cierto que el número va evolucionando según evoluciona también el número de contagiados", ha indicado la consejera, que ha explicado que, como la media de edad de los contagiados ha bajado sustancialmente, se ha "cuadruplicado" el número de contactos que generan.

De esta forma, si durante marzo y abril cada contagiado por coronavirus tenía una media de 3 o 5 contactos, ahora está rondando los 20 contactos, por lo que la evolución de la pandemia en la región "está muy ligada a la edad de las personas contagiadas", ha dicho Carballedo.

"Vamos a sumar ahora 22 más a través de la colaboración público-privada. Siento que esto sea noticia para quien lo quiere forzar, pero no es noticia que el Gobierno de la Comunidad de Madrid (...) se apoye en la colaboración público-privada para prestar el mejor servicio a los madrileños", ha sostenido la consejera de Presidencia.

Carballedo ha resaltado que se trata de una fórmula que se ha utilizado en la región durante la pandemia y el estado de alarma, que se sigue usando ahora y algo que se "seguirá haciendo con absoluta naturalidad" en el Gobierno madrileño.

"Fíjense si no hay noticia que respecto a este contrato con la clínica Quirón que esto mismo que acabo de decir lo está haciendo hoy el Gobierno de España, el señor (Pedro) Sánchez", ha asegurado Carballedo, y ha apuntado a contratos con esta compañía por parte de Aena y el Ministerio de Trabajo para "hacer labores de seguimiento" de la covid-19.

Ocurre lo mismo en "otras comunidades autónomas" y en diferentes ayuntamientos "del PSOE".

Por ello, Carballedo ha pedido "a quienes critican a la Comunidad de Madrid por algo que hacen ellos mismos que nos dejen trabajar". EFE.