LA ZURDA

Torra cobrará 156.300 euros y los consellers, 117.800 euros, tras un aumento del 2%

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, cobrará este año 156.300,21 euros, mientras que los consellers percibirán 117.827,38 euros, una vez se haya aplicado el 2 % de incremento salarial anunciado por la Generalitat para todo su personal.

Fuentes del Govern han precisado a Efe que el decreto ley que hará posible ese aumento del 2 % se aplicará también a los altos cargos, y por tanto se incrementarán un 2 % también el sueldo del presidente de la Generalitat, de los consellers, de los secretarios generales, secretarios y directores generales del Govern, entre otros cargos públicos.

Según las tablas de retribuciones salariales de altos cargos actualizadas a 31 de diciembre de 2019, el presidente catalán percibió el año pasado 153.235,50 euros, mientras que los consellers cobraron 115.517,04, unos importes que ya incluyen las dos pagas extras, por lo que el sueldo del president aumentará 3.064,71 euros y los de los consellers 2.310,34.

Más allá de ese 2 %, queda también pendiente la aplicación de otro 0,3 % adicional para este año, cuyo destino no se ha empezado a negociar.

Los salarios de los miembros del Govern y del resto de empleados públicos también podrán subir este año entre un 0,20 y un 1 %, aunque para ello el PIB nacional debería acabar 2019 con un incremento de entre el 2,1 y el 2,5 %.

El Govern ha llevado hoy a la Mesa General de Negociación de los Empleados Públicos de la Administración de la Generalitat de Catalunya (Mepagc) el incremento del 2 % para los 209.000 empleados públicos catalanes con efectos del 1 de enero, un aumento salarial que espera que se haga efectivo en febrero o marzo.

En 2019, los altos cargos de la Generalitat también se beneficiaron del aumento del 2,25 % de la retribución fija y de un 0,25 % adicional.

Ante la falta de acuerdo con los sindicatos sobre el 0,25 % adicional correspondiente a 2019, el Govern ha decidido destinar el grueso de esos fondos a hacer una aportación al plan de pensiones de los empleados públicos. EFE.