Quantcast
ÚNETE

Marta Rovira afirma que no hay marcha atrás y pide consenso independentista

BARCELONA, 22/09/2018.- El president del Parlament, Roger Torrent (d) junto al diputado Joan Tarda (i), durante la reunión del Consell Nacional de Esquerra Republicana de Catalunya celebrada hoy en Barcelona. EFE/Enric Fontcuberta. BARCELONA, 22/09/2018.- El president del Parlament, Roger Torrent (d) junto al diputado Joan Tarda (i), durante la reunión del Consell Nacional de Esquerra Republicana de Catalunya celebrada hoy en Barcelona. EFE/Enric Fontcuberta.

La secretaria general de ERC, Marta Rovira, ha afirmado hoy, en una intervención "on line" desde Suiza ante el Consell Nacional, que el 1 de octubre es "un punto de no retorno" y "no habrá marcha atrás" en el proceso independentista, además de reclamar "consenso" a las fuerzas republicanas.

Marta Rovira se ha dirigido de forma directa por primera vez ante el máximo órgano de dirección de ERC desde que se instaló en Ginebra (Suiza) hace seis meses, y lo ha hecho en el transcurso de la reunión que el Consell Nacional celebra en el auditorio Axa de Barcelona.

La aparición de Marta Rovira, a través de una pantalla gigante, ha provocado una larga ovación de los consejeros nacional de ERC puestos en pie.

Sus primeras palabras han sido para agradecer el sacrificio que ha hecho el hasta ahora líder de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Alfred Bosch, que ayer renunció a ser el candidato de su partido a la Alcaldía barcelonesa, a petición de la "cúpula" de Esquerra, en favor del ahora conseller de Acción Exterior, Ernest Maragall.

Marta Rovira ha agradecido a Bosch su "generosidad y lealtad" en un gesto "que no se ve cada día, y mucho menos en política", y ha subrayado que los próximos meses serán "clave" para encarar cuestiones como "el juicio político" que prepara el Estado.

Sobre esta cuestión ha indicado que la legitimidad independentista se la otorga la gente y ha pedido no responder a las provocaciones con violencia porque, ha dicho, "nuestra causa es pacífica y democrática".

Después de recalcar que la organización de un referéndum "nunca debería ser considerada como un delito en un Estado que se considera democrático", la secretaria general de ERC ha dicho: "Se quiere juzgar, además, a la libertad de expresión y opinión, están en juego nuestros derechos políticos, porque lo que pretende el régimen del 78 es poner límites a la democracia española".

Sobre la estrategia de ERC, Marta Rovira se ha mostrado muy rotunda: "El referéndum del 1 de octubre es un punto de no retorno, la mayoría de ciudadanos salieron a la calle y lo hicieron de forma soberana, por lo que esto no puede tener marcha atrás, los catalanes se sienten soberanos para decidir el país que quieren tener".

A quienes desde el independentismo interpretan que ERC quiere dar marcha atrás y regresar al autonomismo, Rovira ha respondido: "Estamos ante un punto de no retorno, también porque el Gobierno español decidió utilizar la violencia contra ciudadanos pacíficos que querían votar y, desde entonces, solo ha habido represión y vulneración de derechos democráticos".

"El 1 de octubre es, asimismo, un punto de partida de lecciones aprendidas, siendo conscientes de que fue posible gracias al consenso entre actores políticos, las instituciones democráticas catalanas y la ciudadanía a pie de calle", ha añadido.

"Solo avanzamos cuando generamos estas complicidades y grandes consensos", ha opinado la secretaria general de ERC antes de considerar que ahora mismo conseguir que vuelvan estos consensos "es una asignatura pendiente" de las fuerzas independentistas.

"Hace falta sentarse y buscar los consensos para avanzar", ha recalcado Rovira, que ha considerado sin embargo que "esto no significa ni competir ni uniformar", en una clara alusión a las listas únicas electorales que se proponen desde el espacio político próximo a JxCat.