Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕
Almudena Grandes: “En los 50, las mujeres eran imbéciles legales”

Almudena Grandes vuelve con “La madre de Frankenstein”, novela en la que cuenta los años centrales de la década de los 50, y quinto volumen de la serie “Episodios de una guerra interminable”.

Concepción Arenal, ética y filosofía de la compasión

La escritora, crítica y profesora de literatura Anna Caballé acaba de obtener el premio Nacional de Historia de España por su biografía sobre Concepción Arenal.

Rebeca Grynspan: “Me hice feminista para luchar porque todas podamos llegar”

Rebeca Grynspan asegura que se hizo feminista cuando, al asumir el puesto de viceministra de Hacienda, se dio cuenta que había llegado hasta allí gracias a la lucha de muchas mujeres antes.

Silvia Gil: “A las mujeres no se nos da la autoridad, tenemos que pelearlar”

Conocimos a Silvia Gil cuando le entregaron un premio. Enfundada en su impecable uniforme, con el tricornio bajo el brazo, cruzó el patio que conduce al salón de actos del CSIC con determinación y paso firme.

María Eugenia Gay: “Las mujeres debemos reivindicar lo que nos corresponde”

“Una luchadora nata”, así se define María Eugenia Gay, decana del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) y una de las mujeres que más reivindica en el mundo de la justicia la igualdad.

Lita Cabellut: “En el pueblo gitano hay una generación con hambre de liberarse”

Lita Cabellut es una de las artistas españolas más cotizadas del mundo, con una vida y obra únicas. Afincada en La Haya (Holanda) ha visitado Madrid recientemente para participar en un debate sobre “Mujeres excepcionales”.

Anna Ferrer, 50 años ayudando a los “intocables”

A Anna Ferrer se le humedecen los ojos al contar que miles de personas han aprendido a “escribir su destino”, a “dudar de que la casta superior nazca así” o a “tener nombre y dirección”.

Mabel Lozano: “Soy abolicionista porque soy feminista”

Abolicionista, así se declara Mabel Lozano a quien el activismo y el cine le han servido para dedicar su vida a luchar contra la explotación sexual.

previous arrow
next arrow
Slider

«Las primas», de Aurora Venturini, o cómo la literatura lucha contra la incapacidad y el abuso


  • Escrito por Carmen Sigüenza
  • Publicado en La Zurda

«Las primas» es un libro muy especial, pura literatura, puro arte para hablar de las miserias de una familia disfuncional desde el punto de vista de una joven con deficiencia mental, pero llena de talento para pintar y ganarse la vida con ello. Un título muy premiado de la escritora argentina Aurora Venturini (La Plata, 1921-Buenos Aires, 2015), que ahora reedita Tusquets.

Aurora Venturini, autora de 46 libros, consiguió con esta corrosiva sátira sobre una familia con las mujeres protagonistas, ambientada en La Plata (Argentina) en los años 40, que a sus 85 años le otorgaran diferentes premios y reconocimientos, además fue llevada al teatro en Buenos Aires.

Incapacidad y abuso

Tras ganar en 2010 la II edición del premio «Otras Voces, Otros Ámbitos», un galardón que pretendía dar una segunda oportunidad a un buen libro que hubiera pasado desapercibido en el mercado, Venturini explicaba: «‘Las primas’ soy yo. Es un libro que tenía tan dentro que me salió en dos meses. Como en la novela, en mi casa también teníamos una disfunción, pero de otra manera. Yo, por ejemplo, soy inútil. Soy minusválida de manual, porque no valgo para nada. No sé barrer, no sé hacer la comida, no sé hacer nada de nada. Solo escribir».

Y es que el libro ganador, «Las primas», que ya obtuvo en su país el premio Nueva Novela, es toda una novela de iniciación, que indaga en una familia disfuncional de clase media baja de la ciudad de La Plata. Una novela onírica y delirante, entre la autobiografía y «el ejercicio impúdico de la etnografía íntima».

Familia, mujeres maltratadas

La autora habla de las dificultades de dos hermanas y dos primas, de tías, de madres; de discapacidad, de abusos sexuales, de aborto, de prostitución, de pobreza, de villanos, del arte como redentor o de la hipocresía social… y todo ello con la palabra como cuchillo diseccionador. Venturini hace belleza con el dolor y remueve más que cualquier tratado o ensayo sobre estos temas.

Una novela «pesimista y brutal, sin heroínas claras, una novela de mujeres extremas, enfermas, obsesivas, maltratadas. Para reírse en voz alta ante las provocaciones y las decisiones insólitas. Y al mismo tiempo: cuerpos al límite, escritura a borbotones como de sangre…», escribe la periodista y escritora Mariana Enríquez en el prólogo.

«Las primas es una historia de familia y de mujeres. Es decir, Aurora, una novela autobiográfica. ‘Yo no soy muy familiera, nunca fui, pero siempre acabo escribiendo sobre mi familia, o sobre familias», explicaba. Mis seres son todos monstruosos, MI familia era muy monstruosa. Es lo que conozco. Y yo no soy muy común. Soy una entidad rara que solo quiere escribir. No soy sociable. la única vez que me reúno con alguien es el 24 de diciembre».

Noches de bohemia en París

Aurora Venturini (La Plata, 1921-Buenos Aires, 2015) fue novelista, cuentista, poeta, traductora, docente y ensayista. Trabajó como asesora en el Instituto de Psicología y Reeducación del Menor, donde conoció a Eva Perón, de quien fue amiga íntima. Tras el golpe de Estado de 1955, se exilió en París.

En París compartió tertulias y noches de bohemia con personajes como Jean Paul Sartre, Simone de Beauvoir, Albert Camus, Eugène Ionesco o Juliette Gréco. Escribió más de cuarenta libros, pero fue en 2007, a los 85 años, cuando con ‘Las primas’ consiguió el reconocimiento que hasta entonces se le había negado, como explica muy bien en el prólogo a esta obra Mariana Enríquez.

Periodismo riguroso y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider