Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕
Almudena Grandes: “En los 50, las mujeres eran imbéciles legales”

Almudena Grandes vuelve con “La madre de Frankenstein”, novela en la que cuenta los años centrales de la década de los 50, y quinto volumen de la serie “Episodios de una guerra interminable”.

Concepción Arenal, ética y filosofía de la compasión

La escritora, crítica y profesora de literatura Anna Caballé acaba de obtener el premio Nacional de Historia de España por su biografía sobre Concepción Arenal.

Rebeca Grynspan: “Me hice feminista para luchar porque todas podamos llegar”

Rebeca Grynspan asegura que se hizo feminista cuando, al asumir el puesto de viceministra de Hacienda, se dio cuenta que había llegado hasta allí gracias a la lucha de muchas mujeres antes.

Silvia Gil: “A las mujeres no se nos da la autoridad, tenemos que pelearlar”

Conocimos a Silvia Gil cuando le entregaron un premio. Enfundada en su impecable uniforme, con el tricornio bajo el brazo, cruzó el patio que conduce al salón de actos del CSIC con determinación y paso firme.

María Eugenia Gay: “Las mujeres debemos reivindicar lo que nos corresponde”

“Una luchadora nata”, así se define María Eugenia Gay, decana del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) y una de las mujeres que más reivindica en el mundo de la justicia la igualdad.

Lita Cabellut: “En el pueblo gitano hay una generación con hambre de liberarse”

Lita Cabellut es una de las artistas españolas más cotizadas del mundo, con una vida y obra únicas. Afincada en La Haya (Holanda) ha visitado Madrid recientemente para participar en un debate sobre “Mujeres excepcionales”.

Anna Ferrer, 50 años ayudando a los “intocables”

A Anna Ferrer se le humedecen los ojos al contar que miles de personas han aprendido a “escribir su destino”, a “dudar de que la casta superior nazca así” o a “tener nombre y dirección”.

Mabel Lozano: “Soy abolicionista porque soy feminista”

Abolicionista, así se declara Mabel Lozano a quien el activismo y el cine le han servido para dedicar su vida a luchar contra la explotación sexual.

previous arrow
next arrow
Slider

Las concesión de órdenes de protección por violencia machista baja un 13,6%


Las órdenes de protección adoptadas por los juzgados para las víctimas de violencia machista descendieron un 13,6 % en el primer trimestre del año: tan sólo se acordaron 6.568 de las 10.506 solicitadas, un 62 %, frente a las 7.607 adoptadas en el mismo periodo del año anterior, cuando el porcentaje fue del 71,7 %.

El Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha hecho público este lunes el informe relativo al primer trimestre del año, en el que destaca el descenso de la concesión de las órdenes de protección, así como el de las denuncias por violencia machista (se presentaron un 3,21 % menos) y el número de víctimas (un 1,38 % inferior).

La tendencia a la baja de esos indicadores responde aún, según el CGPJ, a los efectos de la crisis sanitaria.

El mayor descenso se registra en la concesión de órdenes de protección: las órdenes solicitadas bajaron un 1 % (10.506 frente a 11.515 del primer trimestre de 2020), pero el número de adoptadas se situó en una tasa del 62 % -una caída de más del 13 %- cuando la media venía superando el 70 % del total de las solicitadas.

Hay que tener en cuenta que el número de órdenes solicitadas en los juzgados de violencia sobre la mujer, especializados, fue un 10,36 % menor que en el primer trimestre del 2020, lo que podría explicar en parte ese descenso acusado en las concesiones.

La disparidad territorial a la hora de dictar órdenes de protección es un asunto del que la Fiscalía General del Estado lleva años alertando: mientras en algunos partidos judiciales se conceden más del 90 % de las medidas, en otras apenas supera el 50 %.

En contraste a las órdenes de protección, el número de condenas no se resintió debido a los efectos de la pandemia: el 73,11 % de las 13.049 sentencias dictadas fueron condenatorias. El número de sentencias sí ha aumentado, un 13,3 %, debido a que el confinamiento domiciliario en marzo de 2020 ralentizó los procesos.

Los juzgados de menores enjuiciaron en el primer trimestre a 80 menores por delitos relacionados con violencia contra la mujer, un 6,6 % más, imponiendo medidas en un 85 % de los casos (nueve de cada diez agresores eran españoles).

MENOS DENUNCIAS, MENOS VÍCTIMAS

Entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2021, se presentaron 35.001 denuncias por violencia de género, un 3,21 % menos que en el mismo periodo del año anterior.

El 73,4 % las interpuso la propia víctima; el 13,25 %, la policía; el 8,27 %, fueron por parte de lesiones; el 2,83 % las interpusieron terceros y el 2,23 %, familiares de la víctima.

El número de víctimas también descendió, un 1,38 % hasta las 34.350. El 67,5 % son españolas y el resto, extranjeras.

La presidenta del Observatorio, Ángeles Carmona, ha explicado que estos descensos responden aún al reflejo "del efecto causado por la crisis sanitaria, donde las restricciones a la movilidad han supuesto un escollo más para las víctimas a la hora de dar el paso y denunciar".

Carmona ha hecho hincapié en que la disminución de denuncias, víctimas y órdenes de protección "no supone un descenso real de la violencia machista" en España.

La responsable del Observatorio ha subrayado que el incremento de las víctimas mortales de la violencia de género desde el final del estado de alarma pone de manifiesto que "la violencia machista ha estado larvada durante la crisis sanitaria y con el regreso a nuestros hábitos previos a la pandemia se ha vuelto a mostrar con toda su crueldad.

"No podemos bajar la guardia", ha dicho, y ha pedido que tanto instituciones como sociedad presten ayuda a todas las víctimas.

En el primer trimestre del año, un 10,31 % de las víctimas se acogió a la dispensa legal de declarar contra su agresor: 3.543 casos -un 4,83 % menos que en el mismo periodo de 2020- y de ellos, 2.126 eran españolas y las 1.417 restantes, extranjeras.

Las medidas judiciales penales de protección fueron de 17.667 (frente a las 18.952 del mismo periodo de 2020): en un 76,6 % de los casos se adoptaron órdenes de alejamiento; en un 69,4 %, prohibición de comunicación.

Por su parte, se dictaron 3.621 medidas civiles cautelares de protección de mujeres y menores mientras se resolvía el proceso penal: un 20,14 % en relación con la prestación de alimentos, un 17,7 % con la atribución de la vivienda, un 4,38 % con la suspensión de la guarda y custodia de los hijos; un 3,89 % tuvieron como finalidad la suspensión del régimen de visitas.

Los juzgados de violencia sobre la mujer acordaron 95 medidas específicas de protección de los menores para evitarles peligro o perjuicio.

Los datos del CGPJ reflejan que la violencia machista se da de forma dispar en las comunidades autónomas y la ratio de víctimas por cada 10.000 habitantes superó la media nacional (14,2) en los casos de Murcia (19,7), Baleares (18,5), Comunitat Valenciana (18,3), Canarias (18,2), Andalucía (16,1) y Madrid (15,6).

Las proporciones más bajas se registraron en Castilla y León (9,6), Aragón (10) y Extremadura (10,1).