Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕
Almudena Grandes: “En los 50, las mujeres eran imbéciles legales”

Almudena Grandes vuelve con “La madre de Frankenstein”, novela en la que cuenta los años centrales de la década de los 50, y quinto volumen de la serie “Episodios de una guerra interminable”.

Concepción Arenal, ética y filosofía de la compasión

La escritora, crítica y profesora de literatura Anna Caballé acaba de obtener el premio Nacional de Historia de España por su biografía sobre Concepción Arenal.

Rebeca Grynspan: “Me hice feminista para luchar porque todas podamos llegar”

Rebeca Grynspan asegura que se hizo feminista cuando, al asumir el puesto de viceministra de Hacienda, se dio cuenta que había llegado hasta allí gracias a la lucha de muchas mujeres antes.

Silvia Gil: “A las mujeres no se nos da la autoridad, tenemos que pelearlar”

Conocimos a Silvia Gil cuando le entregaron un premio. Enfundada en su impecable uniforme, con el tricornio bajo el brazo, cruzó el patio que conduce al salón de actos del CSIC con determinación y paso firme.

María Eugenia Gay: “Las mujeres debemos reivindicar lo que nos corresponde”

“Una luchadora nata”, así se define María Eugenia Gay, decana del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) y una de las mujeres que más reivindica en el mundo de la justicia la igualdad.

Lita Cabellut: “En el pueblo gitano hay una generación con hambre de liberarse”

Lita Cabellut es una de las artistas españolas más cotizadas del mundo, con una vida y obra únicas. Afincada en La Haya (Holanda) ha visitado Madrid recientemente para participar en un debate sobre “Mujeres excepcionales”.

Anna Ferrer, 50 años ayudando a los “intocables”

A Anna Ferrer se le humedecen los ojos al contar que miles de personas han aprendido a “escribir su destino”, a “dudar de que la casta superior nazca así” o a “tener nombre y dirección”.

Mabel Lozano: “Soy abolicionista porque soy feminista”

Abolicionista, así se declara Mabel Lozano a quien el activismo y el cine le han servido para dedicar su vida a luchar contra la explotación sexual.

previous arrow
next arrow
Slider

Ariadna Gil: "No hay un perfil para el maltrato, toca todos los estamentos"


  • Escrito por Magdalena Tsanis
  • Publicado en La Zurda

En los últimos años ha estado más volcada en el teatro y en una serie rodada en México pero Ariadna Gil (Barcelona, 1969) vuelve al cine español con "Sólo una vez", una película que aborda el tema de la violencia machista y lo difícil que puede resultar reconocerse como maltratador y como víctima.

"Reconocer el maltrato a veces es complicado, en este caso se trata de una pareja de clase social media-alta, con estudios, ellos mismos no se ven en el perfil, pero no hay perfil para los malos tratos, toca todos los estamentos sociales", dice a Efe la actriz catalana.

La película, dirigida por Guillermo Ríos, es la adaptación de una obra de teatro de Marta Buchaca, autora también de "Litus", otro texto teatral llevado al cine y que abordaba un tema igualmente espinoso como era el suicidio, en ambos casos a iniciativa del productor Eduardo Campoy.

El anterior trabajo cinematográfico de Gil fue una película rumana, "Parking" (2019), rodada en España eso sí y antes de eso el filme bélico "Zona hostil" (2017), su primer protagonista en casi una década.

En "Solo una vez" se mete en la piel de Laura, una psicóloga del servicio de atención a mujeres que sufren violencia de género y que lleva el caso de la pareja protagonista, interpretada por Álex García y Silvia Alonso.

"Ha sido muy interesante tratar de entender el papel de estas profesionales que tienen que lidiar con estos hombres y mujeres y conseguir crear esa confianza para poder hacer que se reconozcan en lo que les está pasando", sostiene.

Para preparar el papel, habló con profesionales que se dedican a ello. "Por lo que me contaron, la mayoría van obligados, no quieren estar ahí y niegan lo que han hecho, rechazan el tratamiento por el que tienen que pasar muchas veces para evitar la cárcel...

Es un trabajo brutal, he sentido una grandísima admiración por las personas que se dedican a esto". La trama, llevada al terreno del thriller psicológico ya que el espectador tampoco sabe bien qué sucedió hasta bien avanzada la historia, se cierra en un círculo con un cuarto personaje, un antiguo paciente que acosa a la psicóloga desde hace semanas y que pone a prueba su profesionalidad.

"Ella está sometida a una tensión que le hace perder el equilibrio; al sentirse amenazada gravemente pierde un poco su lugar neutral, esa profesionalidad y la distancia que tiene que tener, lo que te hace reflexionar sobre la violencia, es un tema muy complejo", dice.

La actriz de filmes como "Belle Epoque" (1992), "El laberinto del fauno" (2006) o "Alatriste" (2006) recuerda que el pasado domingo se ha registrado en Madrid un nuevo caso de violencia machista con una víctima mortal, la número 17 en lo que va de año y la novena desde el 9 de mayo, cuando se levantó el estado de alarma.

"Está claro que aún no hacemos lo suficiente y hay que hacer más", subraya, "esto es una película de ficción, pero si a alguien le puede hacer pensar o reconocerse, pues todo ayuda".

Buchaca, autora de la obra de teatral y coguionista del filme, confirma que la historia, aunque documentada y anclada en la realidad, es ficción.

"Estando felizmente casada me planteé qué pasaría si un día mi marido me pegara, si yo hiciera algo y él me pegara porque perdiera los nervios", explica a Efe, "a partir de ahí escribo una historia que nada tiene que ver con mi marido y conmigo".

Una de las primeras cosas que le quedó claro al empezar a documentarse es que "es imposible que en una relación sana haya una agresión física porque es lo último de la pirámide de la violencia".

Buchaca considera que estamos en la "ola del #metoo" y es momento de revisarnos. "La película habla de eso, el personaje de Alex García no es consciente de ser violento", subraya.

Ella tampoco se reconoce en el estereotipo, se ve como una persona "culta, potente". La película llegará a los cines el próximo viernes tras su presentación en el pasado Barcelona Film Fest.