Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕
Almudena Grandes: “En los 50, las mujeres eran imbéciles legales”

Almudena Grandes vuelve con “La madre de Frankenstein”, novela en la que cuenta los años centrales de la década de los 50, y quinto volumen de la serie “Episodios de una guerra interminable”.

Concepción Arenal, ética y filosofía de la compasión

La escritora, crítica y profesora de literatura Anna Caballé acaba de obtener el premio Nacional de Historia de España por su biografía sobre Concepción Arenal.

Rebeca Grynspan: “Me hice feminista para luchar porque todas podamos llegar”

Rebeca Grynspan asegura que se hizo feminista cuando, al asumir el puesto de viceministra de Hacienda, se dio cuenta que había llegado hasta allí gracias a la lucha de muchas mujeres antes.

Silvia Gil: “A las mujeres no se nos da la autoridad, tenemos que pelearlar”

Conocimos a Silvia Gil cuando le entregaron un premio. Enfundada en su impecable uniforme, con el tricornio bajo el brazo, cruzó el patio que conduce al salón de actos del CSIC con determinación y paso firme.

María Eugenia Gay: “Las mujeres debemos reivindicar lo que nos corresponde”

“Una luchadora nata”, así se define María Eugenia Gay, decana del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) y una de las mujeres que más reivindica en el mundo de la justicia la igualdad.

Lita Cabellut: “En el pueblo gitano hay una generación con hambre de liberarse”

Lita Cabellut es una de las artistas españolas más cotizadas del mundo, con una vida y obra únicas. Afincada en La Haya (Holanda) ha visitado Madrid recientemente para participar en un debate sobre “Mujeres excepcionales”.

Anna Ferrer, 50 años ayudando a los “intocables”

A Anna Ferrer se le humedecen los ojos al contar que miles de personas han aprendido a “escribir su destino”, a “dudar de que la casta superior nazca así” o a “tener nombre y dirección”.

Mabel Lozano: “Soy abolicionista porque soy feminista”

Abolicionista, así se declara Mabel Lozano a quien el activismo y el cine le han servido para dedicar su vida a luchar contra la explotación sexual.

previous arrow
next arrow
Slider

La carta laborista del trabajador doméstico (1931)


“El Congreso laborista femenino ha tratado acerca de la carta del trabajador doméstico. Esta ha sido adoptada por unanimidad.

Al defenderla, la diputada y doctora Marion Philips declaró que se había acabado con la esclavitud en los talleres y que había que hacer que el trabajo del hogar fuera tan respetado como cualquier otro. La carta del trabajador doméstico propone, entre otras casas, lo siguiente:

Adecuada enseñanza del trabajo del hogar.

Escala de salarios apropiada. Quincena de vacaciones con paga al año.

Facilidades para el recreo. Inclusión de los trabajadores domésticos en el seguro de paro.

Organización de dichos obreros en Sindicatos.

La doctora Philips dijo que era tarea ardua organizar el millón de trabajadores del hogar.

Una delegada habló de su experiencia como sirvienta y conmueve a la asamblea narrando el abrumador trabajo que sobre ella ha pesado y la tarea tan agotadora que tuvo que realizar levantándose a las cuatro de la madrugada y acostándose a medianoche. Dicha delegada comenzó a trabajar a la edad de doce años.”

(Fuente: El Socialista, número 6968)