Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE ⮕

"El acuerdo sobre las relaciones con el Reino Unido no debe comprometer los valores comunitarios"


El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel. El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel.

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, informó al Parlamento, en un debate celebrado ayer 21 de octubre, sobre las conclusiones de la cumbre que tuvo lugar del 15 al 16 de este mismo mes. Michel subrayó que la Unión Europea está dispuesta a tener una buena relación con el Reino Unido tras el brexit, pero no en un escenario en el que este país quiera acceder al mercado único sin respetar los estándares y regulaciones de la UE. “No se puede tener todo”, apuntó el presidente del Consejo. Por su parte, los eurodiputados subrayaron la necesidad de llegar a un acuerdo sin comprometer los intereses y valores de la UE.

El negociador europeo del brexit, Michel Barnier, señaló que la UE continuará buscando un acuerdo que sea beneficioso para ambas partes. “La actitud de la Unión Europea frente a estas negociaciones no ha cambiado ni cambiará, ni siquiera en el último momento. Seguiremos tranquilos, constructivos y respetuosos, pero también nos mantendremos firmes y determinantes cuando toque defender los principales intereses de cada uno de los Estados miembros y de la propia UE”, señaló.

Se debe respetar plenamente el Acuerdo de Retirada

La eurodiputada socialista española Iratxe García Pérez indicó que no se debe llegar a un acuerdo a toda costa: “Señor Barnier, tiene el apoyo de la familia de Socialistas y Demócratas (S&D) en sus últimos esfuerzos por lograr las mejores relaciones posibles con Reino Unido, pero no lo hagamos a costa de sacrificar, por ejemplo, el mercado interior. No deberíamos aceptar ni ayudas estatales tergiversadas ni dumping social y medioambiental".

De la misma manera se posicionó la eurodiputada alemana Ska Keller del Grupo de los Verdes. Subrayó que, a pesar de que hay poco tiempo para llegar a un acuerdo porque el Gobierno de Reino Unido decidió no pedir una prórroga, “no podemos aceptar un pacto que ponga en peligro el mercado único, los derechos sociales o las reglas medioambientales”.

El europarlamentario rumano Dacian Ciolos, miembro de Renew Europe, apuntó que la futura relación de la UE con el Reino Unido ha llegado a un “punto crítico” y pidió que el país deje de utilizar “tácticas de aplazamiento”. La UE quiere y necesita una fuerte relación con el Reino Unido, pero para que ello ocurra, este tiene que ser “un socio serio”, dijo. "No ratificaremos ningún acuerdo comercial mientras no se respete plenamente el Acuerdo de Retirada, especialmente lo relativo al protocolo sobre Irlanda del Norte".

El miembro holandés del Grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos Derk Jan Eppink se centró en la situación de la industria pesquera en el caso de un brexit sin acuerdo. "En lo que respecta a la pesca, creo que las posiciones de las dos partes son particularmente distantes", señaló. Si no hay acuerdo, las negociaciones bilaterales deben ser posibles, especialmente para los países pequeños con un significativo sector pesquero.

El eurodiputado francés del Grupo Identidad y Democracia Nicolas Bay indicó que un brexit sin acuerdo sería mucho peor para la UE que para el Reino Unido. "La posición de Bruselas siempre ha sido la de castigar al pueblo británico" por haber tomado la decisión de irse, afirmó.

Plan de recuperación frente al Covid

Los eurodiputados también debatieron otras cuestiones abordadas por los líderes de la UE durante la cumbre, como la pandemia de coronavirus y el presupuesto a largo plazo de la Unión Europea.

El miembro del Partido Popular Europeo Siegfried Mureșan, procedente de Rumanía, apuntó que “los acontecimientos de los últimos días han demostrado que la crisis de Covid-19 no es una crisis a corto plazo" y reiteró que su grupo está comprometido a aprobar de forma rápida el presupuesto de la UE a largo plazo y el fondo de recuperación para garantizar que puedan entrar en vigor el 1 de enero de 2021.

La gravedad de la crisis del Covid-19 hace necesario un presupuesto de la UE más ambicioso para proteger la salud pública, la sociedad y la economía, según Dimitris Papadimoulis, griego de la Izquierda Unitaria Europea. "Dejen de intimidar al Parlamento Europeo acusándonos a través de noticias falsas de que somos nosotros los que estamos bloqueando un acuerdo. Para llegar a un acuerdo, el Consejo tiene que avanzar hacia la posición del Parlamento", afirmó.