LA ZURDA

El Gobierno exige que no haya ni una sola fisura contra la violencia machista

El Gobierno ha exigido que no exista "ni una sola fisura" que permita que la violencia machista se siga cobrando vidas en España y ha criticado la "irresponsabilidad" de algunas formaciones políticas que con discursos ambiguos o negacionistas "dan alas" a que se produzcan retrocesos.

La ministra portavoz del Ejecutivo, María Jesús Montero, ha condenado este martes tras el Consejo de Ministros los asesinatos machistas de Clara y Ana en Lugo y Granada el pasado fin de semana y ha solicitado que se vuelva al consenso político en la lucha contra la violencia de género.

"Se trata de avanzar y por tanto se trata de hacerlo con la unión de todos y todas, necesitamos que no haya ni una sola fisura que permita que la violencia o el maltrato de género se siga cobrando víctimas en nuestro país", ha aseverado Montero.

"Necesitamos que algunas formaciones políticas de España se den cuenta de que es hora de abandonar la foto de Colón y recuperar el consenso del Pacto de Estado contra la violencia de género", ha añadido.

El Gobierno ha mostrado su repulsa frente a "quienes amparan, justifican o permiten de una o de otra manera que la violencia de género siga teniendo espacio en nuestro país" y ha asegurado que seguirá apoyando "a las instituciones y al movimiento asociativo" que acompañan a las mujeres víctimas para que "sepan que cuentan con ayuda y que no están solas".

En apenas 40 días de 2020, 10 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas, unos crímenes que han dejado a 5 menores huérfanos. Ninguna de ellas había denunciado al agresor.

Desde 2003, 1.043 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas.

Como consecuencia de estos crímenes, desde 2013 un total de 283 menores han quedado huérfanos y otros 35 han sido asesinados por sus padres o por las parejas o exparejas de sus madres.

El 016 atiende a todas las víctimas de violencia machista las 24 horas del día y en 51 idiomas diferentes. Los menores también pueden dirigirse al teléfono de la Fundación ANAR 900 20 20 10, y los ciudadanos que sean testigos de alguna agresión deben llamar al 112. EFE.