Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE A EL OBRERO

Orbán dice que sigue en el PPE por apoyo de españoles, italianos y franceses

El primer ministro húngaro, el ultranacionalista Viktor Orbán / EFE. El primer ministro húngaro, el ultranacionalista Viktor Orbán / EFE.

El primer ministro húngaro, el ultranacionalista Viktor Orbán, dijo hoy que su partido, el Fidesz, no abandonó ayer el Partido Popular Europeo (PPE) por el apoyo que recibió de eurodiputados conservadores españoles, franceses e italianos.

"Estuvimos a un centímetro de salir ayer del PPE. No lo hicimos solo porque los franceses, los españoles y los italianos nos respaldaron de forma clara y dijeron en la discusión del PPE que hay que apoyar a Hungría", declaró hoy Orbán en una entrevista en la radio pública Kossuth.

El primer ministro aludió así al debate y la votación de ayer en el Parlamento Europeo, donde se aprobó una resolución que criticó el deterioro del Estado de derecho en Polonia y Hungría y pidió más medidas para mejorar la calidad democrática de esos dos países.

Esta resolución fue respaldada por las grandes fuerzas de la eurocámara, también el PPE, pero -entre otras- la delegación española votó en contra, a pesar de que la familia política había decidido apoyarla.

El Fidesz lleva meses suspendido en el PPE, ya que la mayoría de los partidos de esa familia política consideran que la formación húngara se ha alejado de sus valores, así como por su política euroescéptica.

Se espera que en las próximas semanas el PPE o el mismo Fidesz decida sobre si el partido permanece o abandona la familia conservadora. Orbán avanzó que se entrevistará con los líderes del PPE y de otros aliados conservadores y que la decisión se tomará después de esas negociaciones.

Aun así, Orbán no ocultó su malestar y dijo que como la mayoría del PPE votó ayer a favor de la resolución contra el Gobierno de Hungría, se siente traicionado. "Un partido gubernamental pertenece a una familia política en Europa, para que si su país -en este caso Hungría- necesita ayuda y apoyo, tenga aliados", afirmó.

"Si nuestros aliados nos traicionan, como lo hizo ayer la mayoría del PPE, allí no tenemos nada que buscar. Pero cuando tres grandes países dicen que los húngaros tienen razón y hay que apoyar a Hungría, eso nos da cierta esperanza de que allí se pueden cambiar las cosas.

Es una esperanza cada vez más débil, pero existente", enfatizó Orbán. La Unión Europea (UE) activó, en 2017 contra Polonia y en 2018 contra Hungría, el procedimiento conocido como Artículo 7, ante la preocupación por la falta de independencia de sus sistemas judiciales, la situación de la libertad de expresión, la corrupción y el estado de la democracia en general en ambos países.

Este procedimiento puede concluir con la retirada del derecho de voto a un país en concreto, pero para ello se requiere la unanimidad de todos los demás, lo que resulta imposible, ya que los Gobiernos de Hungría y Polonia se apoyan mutuamente. EFE.