Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE ⮕

Disminuye la ocupación en el sector agrario


  • Escrito por CCOO
  • Publicado en SINDICATOS

Persiste la dinámica de abandono del sector primario por parte de la población activa, que busca oportunidades laborales en otras actividades. Así lo confirma la EPA del tercer trimestre de 2020. Si 15.100 personas perdieron su empleo en un año, durante ese tiempo salieron del sector 10.600 jornaleros y jornaleras, que estaban trabajando en el campo o habían manifestado su disposición a hacerlo. A esto hay que sumar la dificultad que se encontraron quienes cruzan habitualmente la frontera para incorporarse a la actividad laboral.

En el sector agrario había en octubre 207.800 personas en paro, un 23,59% más que tres meses antes (39.700). Si se comparan estos datos con los del tercer trimestre de 2019, en estos momentos hay 4.500 personas más en desempleo, un 2,23% más.

El paro aumentó en todos los sectores durante el último año, sobre todo en servicios (415.700 más), industria (50.000) y construcción (18.300). La subida del desempleo agrario incrementó la tasa de paro hasta el 22%, un punto más que el pasado octubre. No perdió su carácter estacional, puesto que en términos trimestrales creció en cuatro puntos (tres en 2019).

En la agricultura se sumaron este trimestre 39.700 parados y paradas más y 21.300 en el sector de servicios. Desde julio cayó el paro en la industria (31.800) y en la construcción (12.300).

La alta temporalidad sigue siendo una de las características del empleo del sector agrario. Afectaba a casi el 50% de quienes trabajan por cuenta ajena en el tercer trimestre de 2020, lo que confirma la elevada rotación. La pandemia tuvo como víctima a la población temporal, puesto que la temporalidad es ahora casi tres puntos más baja que hace un año.

La desigualdad de género es otro de sus aspectos más negativos, ya que las mujeres soportan una tasa mayor de desempleo y de temporalidad. El 32,4% está en paro, frente al 19% de los hombres. La temporalidad que afecta a las trabajadoras asalariadas agrarias es del 60,3%. Entre sus compañeros es 13 puntos inferior. En el tercer trimestre de 2019 la sufrían el 58,7% de las mujeres y el 50,2% de los hombres.

Lo que no recogen los datos de la EPA es que gran parte de la actividad del sector agrario se realiza con empleos precarios y temporales y que, en cada vez más casos, se trabaja al margen de la legalidad y de los servicios públicos de empleo. CCOO de Industria insiste en reforzar las inspecciones, cerrar los convenios pendientes y cumplir el salario mínimo.