Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕

Sánchez pide diálogo con Cataluña tras asumir que nadie es dueño de la razón


El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha asegurado este viernes que Cataluña necesita "diálogo, acuerdo y pacto" y ha reclamado avanzar en esa dirección para lograr el "reencuentro" asumiendo que "nadie, tampoco nosotros mismos, somos los dueños de la razón".

Sánchez ha apelado a ese diálogo en la clausura de la XXXVI reunión del Cercle d'Economía, un foro que comenzó el miércoles y en el que los máximos responsables de este "lobby" empresarial han expresado su respaldo a que el Ejecutivo conceda los indultos a los líderes independentistas del "procés" como una medida que ampara el ordenamiento jurídico y que puede ayudar a la reconciliación.

El jefe del Gobierno, que volverá el lunes a Barcelona para protagonizar un gran acto en defensa de esa medida de gracia, no ha hecho referencia explícita a los indultos y solo ha agradecido "el posicionamiento político público que ha hecho el Cercle".

Una posición que cree que facilita el "encuentro" y el "reencuentro" porque que no se trata solo de una tarea del Gobierno central y el de la Generalitat, sino del conjunto de la sociedad.

"El primer paso que debemos dar es el de reconocer que nadie, tampoco nosotros mismos, somos los dueños de la razón", ha recalcado.

El presidente del Gobierno ha destacado que la concordia es también un valor económico y la discordia partidista o territorial, un lastre.

"La discordia, el cuanto peor mejor, la incitación a la polarización, al frentismo, al odio, acaban empobreciendo al conjunto de la sociedad", ha añadido.

Por eso ha hecho hincapié en que "tendremos que encontrarnos y reencontrarnos para poder seguir avanzando".

"Volver a ese punto en que dejamos de escucharnos, de atender argumentos contrarios, porque hay espacios que compartimos y hay muchas más cosas que nos unen que las que nos separan. Es en esos espacios -ha afirmado- donde debemos encontrar el acuerdo".

Sánchez ha subrayado que España necesita estabilidad y unidad política y ha mostrado su desacuerdo con la imagen que a veces se traslada de que es imposible llegar a un encuentro ya que existe coincidencia en asuntos fundamentales.

Entre ellos ha citado la apuesta por la transición ecológica, la digitalización de la economía, la necesidad de invertir más en ciencia, que las mujeres tengan las mismas oportunidades que los hombres, el Corredor Mediterráneo o las líneas de cercanía pendientes en Cataluña.

"No existen dos modelos enfrentados, sino, como mucho, diferenciados", ha explicado antes de insistir en que Cataluña necesita sin demora diálogo, acuerdo y pacto.

"Para afrontar el futuro necesitamos horizonte, cercanía y reencuentro", ha aseverado.

Sánchez fue recibido a su llegada al hotel en el que se han celebrado las jornadas del Cercle por, entre otras autoridades, la vicepresidenta segunda y ministra de Economía, Nadia Calviño; el ministro de Política Territorial, Miquel Iceta, y dos miembros del Govern de Pere Aragonés: el conseller de Empresa y Trabajo, Roger Torrent, y el de Economía, Jaume Giró.

El jefe del Gobierno ha saludado a cada uno de ellos llevándose la mano al pecho, un gesto al que todos ellos le han ido respondiendo de la misma forma.

Poco antes, en una intervención en la reunión del Cercle, Giró había denunciado, en un discurso entre reproches al Estado, la "profunda injusticia" que se está cometiendo contra "represaliados y perseguidos a causa del 'procés'", entre ellos el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont.