Quantcast
ÚNETE

Los rebrotes en julio estancan las reaperturas de bares y sus ventas bajan más

Los rebrotes surgidos en diferentes puntos del país han perjudicado la situación de la hostelería, que ve cómo el número de reaperturas se ha estancado por primera vez desde la desescalada mientras sus ventas caen con más fuerza respecto al verano pasado.

Éstas son las principales conclusiones del estudio semanal que elabora el "Observatorio de la Desescalada en Bares y Restaurantes en España", basado en los datos que maneja la patronal de empresas de distribución a establecimientos hosteleros (Fedishoreca) y que ya avanza "malos pronósticos" para las próximas semanas.

Por primera vez desde que los bares y restaurantes comenzaron a reabrir sus puertas en mayo, el porcentaje de locales operativos en la cuarta semana de julio (del día 19 al 26) no mejoró y se mantuvo en el mismo 84 % que siete días antes.

De esta forma, un 16 % de los establecimientos permanece cerrados, una cifra similar a la que ya avanzaba la patronal Hostelería de España que podría llegar a cesar actividad y desaparecer, dada la magnitud de la crisis provocada por la covid-19.

Las ventas de esto locales, por su parte, acumulan dos semanas de caídas respecto a la facturación del mismo período de 2019: de la segunda a la tercera semana de julio pasaron del 77 al 75 %, y en la cuarta descendieron todavía más, hasta el 74 %.

Los ingresos han sido "arrastrados a la baja por el efecto del turismo en Andalucía y Cataluña, y por la nueva crisis sanitaria en Aragón", según los autores del estudio, que han recordado que en una situación normal el porcentaje de ventas y de establecimientos reabiertos debería ser similar.

De hecho, inicialmente ambas cifras coincidían y comenzaron a divergir con el paso de las semanas, un fenómeno que se atribuye a que los primeros bares y restaurantes que recuperaron su actividad pudieron "vender por encima de lo que les correspondería, al tener escasa competencia".

Por comunidades autónomas, los porcentajes de reaperturas en Baleares y Madrid (75 %), y Cataluña (79 %) se sitúan por debajo de la media, en contraste con Andalucía, Asturias y Galicia, que superan el 90 %.

En ventas, la difícil situación de la hostelería es especialmente visible en Balares, donde apenas recuperan la mitad de las de hace un año (52 %), y también en Aragón (64 %) y Cataluña (69 %); por su parte, en Murcia, Asturias y Galicia se sitúan por encima del 80 %. También el centro de Madrid, Benidorm y las zonas dependientes de turismo extranjero y con muchos hoteles son las áreas con peores resultados para el sector hostelero, de acuerdo con el informe. EFE.