LA ZURDA

Las ventas de las gasolineras caen entre un 50 y un 90%, según su ubicación

El estado de alarma decretado para hacer frente al coronavirus, y que implica el confinamiento de la población, ha provocado que las ventas de las estaciones de servicio de la Comunitat Valenciana hayan descendido entre un 50 % y un 90 %, según la ubicación en la que se encuentren.

Así lo han afirmado a EFE tanto la Federación Mediterránea de Estaciones de Servicio (Fedmes) como la Asociación Nacional de Estaciones de Servicio Automáticas (Aesae), que registran un descenso generalizado de las ventas de carburante en todo el territorio.

Desde Fedmes, que agrupa a las tres asociaciones de empresarios de estaciones de servicio de la Comunitat Valenciana, han señalado a EFE que en las estaciones cuya clientela principal son los vehículos industriales, ubicadas normalmente cerca de grandes vías de comunicación, el descenso está siendo de un 50 % de media.

Sin embargo, en las estaciones urbanas, que dan sobre todo servicio a vehículos particulares, la caída de ventas oscila entre el 70 % que se registra entre semana, y el 90 % al que se llega en fines de semana y festivos. Por su parte, fuentes de la Asociación Nacional de Estaciones de Servicio Automáticas (Aesae) han cifrado entre un 80 y un 90 % la caída de venta de carburante en la Comunitat Valenciana, una cifra muy similar a la del conjunto de España.

En declaraciones a EFE, han asegurado que todas sus estaciones están abiertas, y que se está reforzando la higiene para lograr unas condiciones óptimas de mantenimiento. Tanto Fedmes, como la Asociación de Estaciones de Servicio de Valencia (Apes), integrada en esta federación, han solicitado por carta a las empresas suministradoras de productos petrolíferos que faciliten "medidas alternativas que no aboquen al cierre definitivo de muchas estaciones de servicio".

Entre ellas, han reclamado una "ampliación en el periodo de pagos, así como en la realización de pedidos". Ambas entidades han alertado de la difícil situación por la que atraviesa el sector, que se verá agravada tras ampliarse en 15 días más el estado de alarma.

"Sin clientes, no disponemos de liquidez y únicamente acumulamos pérdidas", han afirmado las mismas fuentes, que también han reclamado a las administraciones mecanismos no solo para garantizar el suministro, sino también la subsistencia de estas empresas, pues muchas de ellas no van a poder soportar la situación.

La Federación Mediterránea de Estaciones de Servicio, constituida en 1991, agrupa en la actualidad a cerca de 400 empresas dedicadas a la distribución venta y/o comercialización de productos petrolíferos, cualquiera que sea su título (propiedad, arrendamiento de industria, fórmulas de gestión…). EFE.