El ICAA concede 31 millones en ayudas a 41 largometrajes

El Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales (ICAA) ha adjudicado más de 31,13 millones de euros en ayudas a la amortización, destinadas a largometrajes estrenados en 2015, según ha informado hoy este organismo dependiente de la Secretaría de Estado de Cultura.

La dotación presupuestaria ha permitido subvencionar 41 largometrajes producidos por un total de 83 empresas productoras. Algunas de ellas han percibido diversas ayudas por su participación en varios largometrajes, como Tornasol (4 títulos), Zeta Cinema (2), Vaca Films (2), Atresmedia (3) y Telefónica Studios (6).

"Ahora o nunca" de Daniel Guzmán, "Anacleto, agente secreto" de Javier Ruiz Caldera, la cinta de animación "Atrapa la bandera", la comedia "Ocho apellidos catalanes", "Palmeras en la nieve", "Regresión" de Alejandro Amenábar, "Extinction" y la premiada "Truman" de Cesc Gay han obtenido la máxima cuantía, 1,5 millones de euros.

El coste medio de los largometrajes beneficiados por las ayudas ha sido de 3,16 millones de euros, según indica el ICAA en una nota de prensa.

Del conjunto de largometrajes que han obtenido ayuda, seis han sido dirigidos por mujeres: "Ahora o nunca" (María Ripoll), "Felices 140" (Gracia Querejeta), "L,adopcio" (Daniela Fejerman), "Nadie quiere la noche" (Isabel Coixet), "Profes, la buena educación" (Giovanna Ribes) y "Un otoño sin Berlín" (Lara Izaguirre).

No obstante, más del 60 % de los mismos han obtenido puntuación en el apartado correspondiente a la composición equilibrada de mujeres y hombres de cada uno de los equipos técnicos.

Finalmente, 12 de los largometrajes subvencionados han sido dirigidos por nuevos realizadores. La dotación de 31,13 millones de esta convocatoria se suma a los 30 millones destinados por el ICAA en este mismo ejercicio a las ayudas generales para la producción de nuevos proyectos de largometrajes.

La coexistencia de los dos tipos de ayuda se debe al cambio de sistema, que entró en vigor el año pasado.

Las antiguas ayudas a la amortización se conceden dos años después del estreno en función de una serie de criterios, principalmente el resultado en taquilla, y está previsto que desaparezcan en 2019.

Además, este año el Gobierno ha destinado otros 5,3 millones de euros a la línea de ayudas selectivas, para el cine independiente, al cincuenta por ciento entre documentales y ficción.