NEWS

José Luis Gómez: "En España se ha maltratado mucho la lengua en el escenario"

  • Escrito por Concha Barrigós
  • Publicado en Cultura
El director teatral José Luís Gómez. EFE/Archivo El director teatral José Luís Gómez. EFE/Archivo

El actor, director y académico José Luis Gómez cumple hoy 79 años y lo hace en forma después del "susto" que le aconsejó ceder la dirección del Teatro de La Abadía tras un cuarto de siglo al frente. De lo que no desiste es de la defensa de la palabra: "En España se ha maltratado mucho la lengua en el escenario", sostiene.

El onubense volverá a "ser" a partir de la semana próxima Azaña y Unamuno, justamente en el escenario de La Abadía, porque el pensamiento de cada uno de ellos le parece "imprescindible" y de una vigencia "escalofriante" en estos momentos políticos, asegura en una entrevista con EFE.

"Cumplo 79 años, aunque no los aparente y me sienta muy bien físicamente, pero la conciencia del tiempo transcurrido y del que eventualmente me puede quedar sumado al contratiempo de salud que tuve a comienzos de junio fue lo suficientemente aleccionador como para decirme a mí mismo que ya era tiempo", explica sobre su decisión de apartarse.

Se cuida mucho y vigila que no se repita la afección en las cuerdas vocales que sufrió y sigue practicando tai chi y "mimando" el alma: "han sido muchos años dedicados a las cosas del oficio de forma muy exclusiva y absorbente". "Tomé la decisión de dar un paso al lado y ceder la dirección de La Abadía. Nadie me ha obligado.

Los convenios que hizo la Comunidad de Madrid conmigo son 'intuitu personae', es decir vinculados a mi persona específicamente. He dado ese paso voluntariamente y yo propuse a mi sustituto, Carlos Aladro, porque se ha formado allí y conoce bien la casa como para no traicionarla.

Eso no quiere decir que vaya a hacer los mismo que yo". Reconoce, no obstante, que quizá esté viviendo "un cierto duelo" porque él aceptó el encargo de la comunidad de Madrid cuando estaba dirigiendo nada menos que en La Bastilla y durante 25 años solo ha estado en La Abadía, con excepción de "La paz perpetua", que hizo con Juan Mayorga en el Español (2018), y el montaje de "Simon Boccanegra", en el Liceo (2015).

"La Abadía es un paradigma porque yo he vivido para ella, no de ella. He estado 25 años porque nadie se ha querido amarrar a un sitio así 25 años; he dejado de hacer papeles extraordinarios porque no eran las producciones que convenían. No he programado un 'Lear' porque el teatro tenia que hacer Cervantes, Valle Inclán... Ahí podíamos poner una pica y la pusimos".

"Es una tarea que había que hacer y llamar la atención de las instituciones escénicas sobre el uso de la palabra en el escenario. Es el sitio de la lengua, que se hace a través de los mejores en el escenario", es decir, de sus "autoridades", "los valle, los brecht, los goethe...".

Sin embargo, lamenta, "en España se ha maltratado mucho la lengua en el escenario. No se trata simplemente de pronunciar bien, sino de articular sentido e imágenes". Volverá a la que casa que fundó, "un modelo de gestión que no existía en España, el próximo 25 de abril con "Unamuno, venceréis pero no conveceréis" y a partir del 9 de mayo con "Azaña, una pasión española".

"Los espectáculos vienen ahora de nuevo porque cuando se estrenaron no quedó ni una entrada y ahora vienen en una situación muy especial: hay elecciones. Hemos tenido unos acontecimientos tremendos, la unidad del país puesta en cuestión a la vez que una fiebre patriótica", subraya el actor.

Azaña (1880-1940) y Unamuno (1864-1936), explica, "son dos ejemplos grandiosos de abnegación por su país. Fueron dos grandes españoles, con una comprensión muy cabal de lo que es el país" y "comprometidos hasta la última gota de sangre" con su destino.

Azaña, detalla Gómez, es "un prosista admirable", un político profesional "altísimamente ilustrado"; Unamuno, "hombre de espíritu enorme, grande, ancho", está "concernido por la lengua como muy pocos".

El espectáculo de Unamuno, recuerda, nació de la incapacidad del actor de comprender por qué el bilbaíno apoyó "el golpe del general Franco" y da pie "a poner otra vez al alcance de la vista esos días terribles del 36 y esa horrorosa guerra incivil, como él la llamó".

El dedicado al presidente de la II República "devuelve el valor de las palabras, su verdadero significado y peso y raíz en la vida compartida en un país; él sabía por la propia historia cómo los intentos liberales fueron sistemáticamente guillotinados".

"He querido hacer estos espectáculos y podría haber hecho una comedia donde me pudiera lucir, 'El alcalde de Zalamea' o 'Ricardo III'. Son papeles que podía o debía haber hecho pero me parecía más importante hacer esto. Uno hace lo que puede. En mi caso hasta donde me han alcanzado las fuerzas. Es lo más honorable".

1°C

Madrid

Mayormente nublado

Humedad: 82%

Viento: 11.27 km/h

  • 03 Ene 2019 11°C -3°C
  • 04 Ene 2019 8°C -5°C
Banner 468 x 60 px