La reseña socialista al libro de “Las Corporaciones del Trabajo en el Estado Moderno” de Eduardo Aunós (1928)

Como es sabido, la UGT defendió la participación en los comités paritarios de la Organización Corporativa que puso en marcha Eduardo Aunós en la Dictadura de Primo de Rivera, buscando conseguir mejoras concretas para los trabajadores, aprovechando un sistema que permitía la participación sindical de signo socialista en un intento de conciliar patronal y trabajadores. Este hecho no está exento de polémica historiográfica y hasta política en relación con el socialismo español, al ser acusado de colaborar, en cierta medida, con la Dictadura, a pesar de que ni el PSOE ni la UGT desarrollaron una postura favorable hacia la misma, ni quisieron participar, al final, en la Asamblea Nacional Corporativa. Pero conviene señalar que el sistema ideado por Aunós, en realidad, fue más criticado por la patronal, ya que no era partidaria de la intervención del Estado en las cuestiones laborales, y que, además dicha Organización permitiera que los ugetistas estuvieran representados en un plano de igualdad para negociar y hasta reglamentar. Los socialistas criticaron en distintas ocasiones esta postura empresarial desde las páginas de El Socialista.

Pues bien, en este artículo nos acercamos a la reseña que el periódico obrero socialista publicó a finales de julio de 1928 del libro de Eduardo Aunós, Las Corporaciones del Trabajo en el Estado Moderno, publicado por el ministro en la Biblioteca Marvá, editada por Juan Ortiz. El libro explicaba en cinco capítulos la Organización Nacional Corporativa. Creemos que tiene su importancia esta reseña porque ahonda en nuestro conocimiento de la relación del movimiento obrero socialista en el corporativismo de la Dictadura de Primo de Rivera.

La reseña comenzaba con una afirmación significativa de la postura socialista. La Organización Corporativa Nacional no era una panacea para solucionar todos los problemas sociales como defendía el autor, pero era un avance en las relaciones entre el capital y el trabajo. Se afirmaba, aunque sin mucho detalle, que había “errores de bulto” y “errores doctrinales”, así como otros de tipo doctrinal, tales como los relacionados con la misión del Estado y, sobre todo, en relación con el régimen corporativo italiano, pero también había aciertos dentro de una prosa fluida que se elogiaba. En este sentido, se valoraba que se afirmara en el texto que la asociación no significaba la pérdida de la libertad individual, sino que era un refuerzo, algo que, lógicamente estaba en la esencia de los socialistas. En la reseña se incluía una frase del libro muy significativa:

“el que no se asocie es como si no existiera”

También se elogiaba la crítica realizada a la clase patronal en relación con muchas batallas laborales que solamente buscaban un triunfo momentáneo sin pensar en el mañana. Por fin, era importante que Aunós considerara al trabajador como un asociado de la empresa.

El autor de la reseña (no sabemos, realmente quien fue) consideraba que, realmente, lo más importante del libro era la explicación de la organización, funcionamiento y atribuciones de los organismos corporativos, recientemente creados (comités paritarios, comisiones mixtas, consejo de corporación, etc.), en los que reconocía expresamente la personalidad de la organización obrera, poniendo en estos organismos facultades legislativas y administrativas que no había existido hasta entonces, algo considerado de gran trascendencia.

El libro de Aunós era el de un “enemigo”, pero de un “enemigo inteligente, ponderado, moderno”. España estaría necesitada de “enemigos” de ese tipo.

Así pues, se recomendaba la lectura del libro porque los sindicalistas podrían aprender mucho de su labor en los comités paritarios para conseguir victorias, ya que a estos organismos había que ir “con un excelente bagaje intelectual”.

Hemos consultado el número 6074 de El Socialista, como fuente.

Sobre Aunós es muy recomendable la lectura de la monografía, Eduardo Aunós. Su vida y misterios. Un ministro singular de Primo de Rivera y Franco, de Rafael García Contreras, publicada en 2018. Por nuestra parte, hemos dedicado especial atención a esta cuestión de los comités paritarios en distintos artículos publicados en este medio de El Obrero.

Doctor en Historia. Autor de trabajos de investigación en Historia Moderna y Contemporánea, así como de Memoria Histórica.