Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕

11/12/1931, El Presidente de la II República Española, Niceto Alcalá-Zamora y el presidente de las Cortes, Julián Besteiro, salen del Congreso tras la ceremonia oficial de nombramiento como Jefe del Estado. Foto Luis Ramón Marín / FPI. Enhanced/Colorized https://twitter.com/latinapaterson/status/1295710672374902785/photo/1

1926, Francisco Franco y Millán Astray se abrazan mientras cantan junto a otros legionarios del Cuartel de Dar Riffien (Ceuta). Foto Bartolomé Ros. Archivo Familia Ros Amador. E/Coloreada https://twitter.com/latinapaterson/status/1296608050111971329/photo/1

20/10/1935. Manuel Azaña de Izquierda Republicana durante el mitin en el denominado Campo de Comillas de Madrid donde reunió a unos 400.000 asistentes. Foto Luis Ramón Marín / FPI. Enhanced/Colorized https://twitter.com/latinapaterson/status/1296425508675170304/photo/1

1933. Indalecio Prieto, Ministro de Obras Públicas, y Secundino Zuazo, arquitecto, visitan junto a un grupo de personas las obras de los Nuevos Ministerios y la prolongación de La Castellana de Madrid. Archivo Fundación Indalecio Prieto. E/Coloreada
@f_indaprieto https://twitter.com/latinapaterson/status/1298216791991361536/photo/1

14/04/1931. El capitán de zapadores Pedro Mohíno, enarbolando una bandera tricolor, entrando en una abarrotada Puerta del Sol de Madrid, durante la celebración multitudinaria de la victoria electoral republicana y la llegada de la II República Española. NAC. Imagen coloreada. https://twitter.com/latinapaterson/status/1295527874003443712/photo/1

07/04/1931. La abogada madrileña Clara Campoamor durante el mitin electoral de la conjunción republicanosocialista, ante más de 6000 personas, junto a Unamuno, Usabiaga, López-Reblet y Tellería en el Frontón Urumea de San Sebastián. Foto Martín Ricardo / Kutxateca E/Coloreada https://twitter.com/latinapaterson/status/1296845245129330689/photo/1

1934. El poeta Federico García Lorca, posa con la actriz Lola Membrives y el escritor Eduardo Marquina en el interior de la Estación del Norte de Madrid. Archivo EFE. Enhanced/Colorized https://twitter.com/latinapaterson/status/1295464019009077254/photo/1

1935, Retrato de Julián Besteiro Fernández (1870-1940) catedrático y político español. Foto Manuel Portillo / RABSF. E/Coloreada https://twitter.com/latinapaterson/status/1315953276513333254/photo/1

1932, Recibimiento de la guardia republicana al presidente de la II República Española D. Niceto Alcalá-Zamora en la Estación del Norte de San Sebastián. Foto Martín Ricardo / Kutxa. E/Coloreada https://twitter.com/latinapaterson/status/1318079241993572352/photo/1

previous arrow
next arrow
Slider

El Boulangismo


Suicidio del general Boulanger en el cementerio de Ixelles, sobre la tumba de su amante. Uno de los suplementos ilustrados de Le Petit Journal, 10 de octubre de 1891. Suicidio del general Boulanger en el cementerio de Ixelles, sobre la tumba de su amante. Uno de los suplementos ilustrados de Le Petit Journal, 10 de octubre de 1891.

La caída de Jules Ferry en el año 1885, precipitada por problemas coloniales derivados de la evacuación de Langson en Tonkín por la presión del ejército chino, marcó el inicio de una nueva época para la Tercera República Francesa. Pero, además, la economía francesa se encontraba en una profunda crisis desde 1882. La competencia de los productos agrícolas americanos y australianos estaba arruinando al campo. También el algodón estaba hundiendo a los sectores del lino y la seda, tan importantes tradicionalmente en el textil francés.

Dos años después de la caída de Ferry el presidente de la República Jules Grévy tuvo que dimitir por el primer gran escándalo de la época, el de las condecoraciones. Al parecer, el yerno del presidente había recibido dinero para promover estas recompensas tan codiciadas por determinados personajes. Fue sustituido en la máxima magistratura del Estado por Sadi Carnot, que años más tarde sería asesinado en un atentado.

El sistema político republicano comenzaba, por tanto, a presentar serios problemas, con un evidente aumento de la inestabilidad gubernamental. Las elecciones de 1885 permitieron una cierta recuperación de la derecha. Pero también hay que señalar que en el universo de los republicanos se produjeron cambios sustanciales. Los oportunistas, hegemónicos en la etapa anterior de la Tercera República, veían cómo crecían las opciones a su izquierda. Los radicales estaban ganando peso parlamentario. La figura de Clemenceau comenzó a adquirir una evidente importancia. Por su parte, la fuerza de los socialistas experimentó un claro crecimiento.

En esta situación de crisis económica y política el populismo irrumpió en la escena política francesa. Estamos hablando del boulangismo. El general Boulanger encabezó un movimiento que desde 1886 estaba abriéndose un hueco en la vida política francesa. Boulanger emprendió una campaña de signo nacionalista revanchista frente a la derrota de 1870, y que caló con fuerza en el universo de la derecha. El movimiento también planteaba difusas demandas de carácter social, por lo que pudo captar algunos adeptos en la izquierda, demostrando una de las principales características de lo que conocemos como populismo en política. La derecha antirrepublicana, monárquica y católica vio una esperanza para sus propósitos. Por su parte, los republicanos temían la llegada de una dictadura, un renovado Luis Napoleón cuando se hizo con el poder en la Segunda República y terminó por destruirla. Boulanger encabezó una moderna campaña electoral, ya que empleó fotografías y canciones. Boulanger triunfó en París en enero de 1889. Parecía que estaba a punto de conseguir el poder. Los sectores más reaccionarios de la vida política francesa le animaron a hacerlo, pero nuestro protagonista se paralizó. Los republicanos, la izquierda, reaccionaron, además de haber ganado en muchos lugares de Francia. Y de forma súbita la amenaza populista se desvaneció. Boulanger se marchó a Bruselas y se suicidó en 1891.

Doctor en Historia. Autor de trabajos de investigación en Historia Moderna y Contemporánea, así como de Memoria Histórica.

Periodismo riguroso y con valores sociales
Necesitamos tu apoyo económico para seguir contando lo que otros no cuentan. Para donar haz clic en el botón "COLABORA" de abajo. Muchas gracias por tu apoyo.
Slider