HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Ya empezó la tercera guerra mundial, dice la autora rusa Liudmila Ulítskaya


(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

La escritora rusa Liudmila Ulítskaya ha asegurado, al recoger el Premio Formentor de las Letras, que "el estalinismo renace" en su país y ha señalado que hoy en día no se detiene a nadie por un libro porque "a nadie le interesa ya la hazaña de leer".

Precisamente, ese ha sido el título del discurso, "La hazaña de leer", que ha pronunciado esta noche al recoger este galardón en Las Palmas de Gran Canaria, que le fue concedido por "el poderoso aliento narrativo con que registra las más sutiles emociones del alma humana" y por "la delicadeza con que rehabilita la dignidad de los hombres y mujeres sometidos al despótico azar de la desdicha", según ha recordado el presidente del jurado, Basilio Baltasar.

Ludmila Ulítskaya, nacida en 1943 y que se trasladó de Moscú a Berlín en marzo de 2022, poco después de que Rusia iniciara la invasión ucraniana, ha recordado en su discurso sus lecturas a lo largo de los años y cómo, en sus tiempos de juventud, muchos de los libros que caían en sus manos "había que leerlos con extremada rapidez, devolverlos enseguida al propietario o pasárselos a un compañero, pero jamás enseñárselos a un extraño".

Para los jóvenes rusos en aquellos tiempos, ha rememorado, la lectura constituía un valor básico. Y, además, era peligrosa, porque las lecturas que realizaba "eran sancionadas con expulsiones de la universidad o del trabajo y hasta con prisión, bajo el cargo de conservar, divulgar y especialmente reproducir libros prohibidos".

Han pasado seis décadas desde que inició sus "lecturas peligrosas", ha explicado y en 1990 se aprobó en Rusia una ley que prohibía la censura. En el lapso de dos años aparecieron casi todos los libros que se habían prohibido pero cree que en ese momento todos aquellos que estaban interesados los habían leído mucho antes.

El ejemplo quizá más notable fue "Archipiélago Gulag", cuya lectura había causado en Rusia "el máximo de encarcelamientos y escarmientos", pero en los 90 nadie ya lo buscaba. "Resulta paradójico que este gran libro-hazaña fuera mucho más importante en Occidente que en la patria rusa", ha señalado.

"Por lo visto, a fin de cuentas, el libro no ha sido leído, porque, pocos años después del derrumbe soviético, el pueblo votó claramente por un personaje formado en las viejas tradiciones del KGB. De ahí crecen las raíces del estalinismo que renace en nuestro país", ha considerado la escritora rusa.

En la actualidad, ha dicho Liudmila Ulítskaya, no se detiene a nadie por un libro, porque "a nadie le interesa ya la hazaña de leer".

 

Tu opinión importa. Deja un comentario...

Los comentarios que sumen serán aceptados, las críticas respetuosas serán aceptadas, las collejas con cariño serán aceptadas, pero los insultos o despropósitos manifiestamente falsos no serán aceptados. Muchas gracias.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider