HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Poco fuelle Los dioses de Wagner en el Real


(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Muy próximo el crespuscular divino, este miércoles de estreno operístico, parecían cansados los personajes recreados por el compositor de Leipzig; no diré que se presentaron exhaustos, pero como a la manera de un sortilegio, se les adivinaba sin mucha fuerza, sin llenar los pulmones a plena capacidad.

Algo se palpaba desde el principio: voces que no se escuchaban bien y voces que no templaron bien los acordes rutilantes de El ocaso de los dioses que dio para todo: para aburrirse mucho, para aplaudir, algo, y escasos bravos a la orquesta, y al director (de orquesta).

Porque al final del espectáculo, parte del público ubicado en la primera fila de paraíso, rompió…en abucheos, unánimes. Fue salir a saludar el director de escena, y la hinchada lo recibió a gritos y pataleos que no cesaron hasta que hizo mutis por el foro. Tal cual.

En la ópera, los entendidos no se cortan y los neófitos, se van y a otra cosa mariposa.

Los protagonistas de la saga de El anillo del nibelungo se repetían con movimientos poco ágiles y nada originales; la intralectura del contenido venía cargada de buenas intenciones: en el fin de los tiempos, el hombre, un ser egoísta y envanecido de poder, orgulloso y lleno de vanagloria ha acabado con el mundo…

El fuego purificador lo rescatará de la barbarie y la naturaleza se abre paso en medio del caos. Volver los ojos a un planeta más sostenible, más vivible para evitar su destrucción cantaba el leitmotif de lo que se pretendía.

Claro, que hay tantas versiones y adaptaciones como a los responsables del montaje de ahora y de antes se les haya podido ocurrir.

A mí eso de las sagas, secuelas y precuelas nunca me ha gustado.

El espectador asistía a la plasmación sin mucho entusiasmo, de desafectos, perjurios, infidelidades, avaricia y engaños…sorpresas y decepciones, sentimientos humanos y reacciones humanas también: vamos, como la vida misma.

Tal vez el alemán pretendió reflexionar acerca de la bondad del ser humano: ¿bueno por naturaleza? La melodía cantada, no del todo bien ejecutada, impedía concentrarse y solo la orquesta triunfó.

Es lo que ocurre con las óperas de Wagner, que les sobra la letra. El trajín con el cambio de escenario poco aportaba, además.

Este estreno venía anunciado a bombo y platillo y algunos lo tildaban de título faraónico; quizá lo único regio, la música de Wagner, porque lo demás muy paquidérmico.

Cuando irrumpe el compositor alemán desparrama a la orquesta, camaleónica y omnipotente, más allá del foso y se expande por palcos adyacentes. Brillante, no se puede negar: la interpretación orquestal es lo único que mereció la pena, el tiempo y el dinero en el estreno.

Cinco horas y cuarto compensan por eso. El resto no pasará ni a la historia ni a sus anales. Parece que resuenan todavía el barullo y jaleo finales… Meritorio, eso sí, el trabajo de quienes estrenaron la última parte de la tetralogía.

Doctora en Ciencias de la Educación, Licenciada en Filología Hispánica y Diplomada en Filología francesa. Actualmente Profesora de Lengua Española en la Universidad Pontificia Comillas (Madrid) donde ha desarrollado distintas responsabilidades de gestión.

Ha impartido cursos de doctorado y Máster en Didáctica de Segundas Lenguas en la Escuela Diplomática del Ministerio de Asuntos Exteriores de España y en universidades extranjeras, entre otras: Wharton College, en la School of Law de Seattle University, Université de Strasbourg, y desde 2002, es profesora invitada en la Copenhagen Bussiness School de Dinamarca, en el Tecnológico de Monterrey (México), en la UNAM de DF (México) y en la Universidad de Ginebra (Suiza). Forma parte del claustro de la Universidad de Maroua en Camerún.

Destacan entre sus publicaciones, Con eñe, Lengua y Cultura españolas; Cuadernos didácticos para el guión de cine (C.D.G.); En el aula de Lengua y Cultura; Idea y redacción: Taller de escritura, y ediciones críticas de diferentes obras literarias enfocadas a la enseñanza: La tesis de Nancy, El conde Lucanor, Romancero, Fuenteovejuna…

Asiste como ponente invitada a congresos internacionales, entre los que destaca el último celebrado en La Habana sobre Lingüística y Literatura. Ha participado en la Comisión para la Modernización del lenguaje jurídico del Ministerio de Justicia y en diferentes Jornadas de Innovación docente. Dicta conferencias y publica artículos sobre la interconexión lingüística en traducción.

Su investigación se centra en la metodología de la enseñanza del español (lenguaje para fines específicos) y análisis del discurso.

Actualmente coordina el proyecto de investigación Violencia y Magia en el cuento infantil y forma parte del programa Aglaya sobre la investigación en mitocrítica cultural.

Tu opinión importa. Deja un comentario...


Los comentarios que sumen serán aceptados, las críticas respetuosas serán aceptadas, las collejas con cariño serán aceptadas, pero los insultos o despropósitos manifiestamente falsos no serán aceptados. Muchas gracias.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider