Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕

Abraham Boba: "Escribir sin un instrumento encima ha sido liberador"


  • Escrito por Javier Herrero
  • Publicado en Cultura

Encerrado en un pequeño pueblo de Galicia en su propio confinamiento autoinfligido, Abraham Boba pudo dar forma al fin al proyecto al que daba vueltas desde hacía tiempo lejos de las filas de León Benavente y de la música en general, su primer poemario, "Esto no es una canción".

"La poesía y la música se tocan, pero a la hora de enfrentarse a ellas son mundos distintos. Para escribir canciones llevo años de la misma manera: con un instrumento, papel y un bolígrafo.

Eso genera un contexto en el que lo armónico y lo melódico a menudo limitan el texto. Pero escribir sin un instrumento encima, solo con el papel y el bolígrafo, ha sido liberador", destaca en una charla con Efe. Cuenta Boba (Vigo, 1975) que siempre que terminaba un disco, los últimos de ellos como vocalista de León Benavente, su cabeza volvía a la idea del poemario.

El interés e insistencia de la editora literaria Belén Bermejo por escribir algo que no fuera música tuvo mucho que ver con que en noviembre de 2019 al fin diera el paso.

"Y supongo que ese primer impulso de cerrar el proyecto lo dio estar en Galicia y volver a los orígenes", añade el músico, que poco antes había decidido abandonar Madrid y recluirse en un pequeño pueblo de su región natal para dejar atrás "muchas giras y gente alrededor".

"Tengo claro después de años haciendo canciones que necesito un lugar tranquilo para poder concentrarme", arguye. La táctica surtió efecto, porque aunque reorganizó su idea original, en marzo de 2020 ya tenía escrito el 90 por ciento del libro.

El confinamiento general, dice a continuación, le ayudó a terminar lo que restaba y a "pulirlo", "dándole muchas vueltas a la estructura, probando el puzzle de estilos y jugando a cambiar las piezas a ver qué sensaciones creaba".

"Tenía claro que no quería que fuese un libro de poemas hechos por un músico, ni tampoco una colección de poemas con títulos de canciones, sino utilizar toda la libertad que este lenguaje me permitía.

La poesía que me interesa es la que no sabes si es narrativa, poesía o qué es", afirma sobre su manera de enfocarlo. En su cabeza había un nombre presente cuando se enfrentaba a sus primeros versos literarios.

"No me habría dedicado a escribir si no hubiese leído a Raymond Carver en su día, a esa forma de acercarse a hechos que parecen muy simples pero que, contados de una manera determinada, pueden ser muy poderosos", apunta.

Es fácil reconocer en "Esto no es una canción" (Espasa) al autor de los versos irónicos, ácidos, costumbristas y a veces viscerales de León Benavente. "Y está bien que se repitan esas temáticas. Pero esto me he dado la oportunidad de tratar otros que nunca he visto como material para hacer canciones, como los fragmentos de mi memoria, de mi infancia y adolescencia, de mis orígenes", cuenta.

Tres partes son finalmente las que dividen su primera obra: la primera, la más pública, consiste en un poema largo a partir del encabezamiento que titula el libro, roto por otro tipo de poemas que se intercalan; la segunda, "que es el núcleo y lo que da sentido a las otras dos, es un viaje más íntimo en torno a su vuelta a las raíces", señala.

"Y la tercera me funciona un poco como resumen de las otras dos. Además, siempre me gusta que haya un poco de luz, de esperanza, porque aunque a mí no me lo parece, puede que haya un ambiente un poco sombrío", explica ante una obra que comporta "una carga autobiográfica grande".

Concluida la experiencia, ve más que factible repetirla en el futuro. "Me ha gustado lo suficiente", concede, antes de confirmar sus recelos hacia otros géneros como el de la novela. "No creo que me acerque a ella de momento", concluye Boba, al que además este libro le ha alimentado de ideas para reemprender su faceta de autor de canciones.

"Cuando lo estaba haciendo no lo pensaba, pero sí. De hecho, después escribí bastantes", confirma, y anticipa que los últimos meses los ha pasado junto al resto de León Benavente trabajando en una continuación para "Vamos a volvernos locos" (2019) que ya está "muy avanzado".