Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE ⮕

Las "Mujeres de Lot" se descomponen en el Museo Universidad de Navarra


  • Escrito por Javier Rodrigo
  • Publicado en Cultura
El imaginero, escultor y fotógrafo madrileño Javier Viver posa con dos de sus esculturas de sal. El imaginero, escultor y fotógrafo madrileño Javier Viver posa con dos de sus esculturas de sal.

Un grupo de mujeres sedentes, formadas por sal pétrea, se descomponen desde este viernes a la intemperie en el Patio del Museo Universidad de Navarra. Sus cuerpos se irán deshaciendo poco a poco conforme las inclemencias climatológicas hagan mella en estas esculturas que rememoran el personaje bíblico de Edith, la Mujer de Lot.

Es la nueva propuesta del imaginero, escultor y fotógrafo madrileño Javier Viver, que con esta obra efímera, titulada "Mujeres de Lot", quiere reflexionar sobre la forma de mirar al pasado para no quedarse "cristalizado" en sus seguridades y proyectarse hacia el porvenir.

La obra bebe del relato bíblico recogido en el Génesis que narra cómo Yahveh salvó a la familia de Lot de morir en el fuego que arrojó sobre la ciudad de Sodoma. En su huida hacia Zoar, les ordenó no mirar atrás. Sin embargo, Edith desobedeció el mandato divino y se convirtió en estatua de sal.

"Esa es la referencia y el concepto que tenemos detrás. Lo que muestra (la obra) es esa actitud de mirar hacia el pasado de una forma casi un poco enfermiza, en la que te quedas 'enjaulado' en tu seguridad, en esas nostalgias del pasado", ha explicado a Efe.

Crear las esculturas de sal no ha sido un proceso sencillo. Viver, junto a los alumnos de la Universidad de Navarra participantes en el taller impartido por el artista madrileño, han introducido poco a poco sal húmeda en un molde de aluminio, formado por unas 50 piezas atornilladas entre sí, y la han compactado con maderos.

Para hacer cada estatua, el molde ha sido introducido en un horno de panadería durante dos horas a 200 grados hasta conseguir una pieza compacta, una escultura a tamaño natural de Edith en sal pétrea.

La propuesta comporta un grado de experimentación considerable, ya que se trata de procesos escultóricos experimentales que implican una gran innovación y un cierto grado de incertidumbre. "Es un proceso bastante experimental para intentar cocer la sal de una forma muy natural, casi como se hace el pan", ha declarado el artista.

Cada estatua, de unos noventa kilos de peso, se ha situado sobre una superficie arenosa en el patio del Museo de la Universidad de Navarra. "La idea es hacer una pieza efímera. La gracia de la pieza es que vamos a ir viendo cómo se van desmoronando las estatuas de sal, lo que tiene ese atractivo de ver las piezas como ruinas y ver todo ese proceso de degradación hasta que sea simplemente un charco de sal", ha comentado Viver.

El tiempo que aguanten las piezas a la intemperie, ha dicho, también es una incógnita: "Quizás alguna de ellas aguante un mes, porque no todas están igual de expuestas a la lluvia y al viento, algunas están un poco más protegidas y se degradarán menos".

Viver ha destacado que, aunque se trata de una expresión de arte efímero, no todo se perderá por efecto del clima de Pamplona, ya que toda la documentación de la piezas y las fotografías de su descomposición se convertirá en el "material definitivo" de la obra, cuando las esculturas ya no existan.

Aunque el arte "trata de ser inmortal, de perdurar y de superar el tiempo", ha apuntado, en este caso lo que están haciendo "es utilizar las Mujeres de Lot casi como un 'memento mori', un 'acuérdate de que todo desaparece'". "Es casi como uno de esos bodegones barrocos que van a descomponerse".

Javier Viver (Madrid, 1971) es doctor en Bellas Artes por la Universidad Complutense de Madrid. Su trabajo se debate entre la imaginería y la iconoclastia como medios de aparición de lo invisible.

Su obra ficticia de arquitectura efímera ESpHeM (2001) planteó el uso de sistemas de embalaje para habitar el mundo y fue mostrada en el Museo Nacional Reina Sofía, el Queens Museum of Arts de Nueva York, la Recoleta de Buenos Aires o la Galería Nacional de Arte Moderno de Roma, entre otros.

Recientemente ha publicado el fotolibro Révélations (2015) con la Editorial RM, por el que ha recibido el Premio al Mejor Libro de Arte del Año, otorgado por el Ministerio de Cultura.