Quantcast
ÚNETE

Papas sodomitas

Los primeros papas estaban casados y tenían su propia família. A partir del momento en que se impuso el celibato, aparecen las amantes, los hijos y la corrupción generalizada. Muchos papas tuvieron amantes de ambos sexos, mientras dictaban leyes contra el adulterio o la sodomía. Durante los siglos XV-XVI la principal causa de fallecimiento papal fue la sífilis o el envenenamiento.  


Otros cobraban impuestos a los burdeles o a las cortesanas. Muchos siglos antes del holocausto, los papas obligaron a los judíos a ir señalados con un gorro amarillo, crearon listas de libros prohibidos o organizaron quemas de estos en público.

En el siglo XIV trasladaron el papado a Avignon, transformaron esta ciudad francesa en el mayor prostíbulo de la Europa Medieval. Por esta época un cónclave podía durar años, los cardenales lo transformaban en una fiesta continua con grandes comidas y orgías no menos importantes. La elección del sucesor de Clemente V en 1314 tardó mas de dos años. Encerrados en Lyon los cardenales y sus pajes seguían con sus orgías particulares, cuando se les quitó comida y compañía optaron por nombrar a un Papa, al gusto de los franceses, logicamente.


Como me he referido en varias ocasiones el concepto de sodomía no existía antes del siglo XI y la persecución contra ella era casi inexistente. El llamado pecado contra natura era condenado y a la vez practicado por monjes y clérigos.  A principios de este siglo un Papa hizo levantar todas las alarmas, fue Benedicto IX, un golfillo que llegó al papado con solo once años. El "niño Papa" se le acusó de sodomizar animales, ordenar asesinatos, satanismo, violación y mantener una relación sexual con su hermana de quince años y practicar sexo anal tanto con hombres como con mujeres.

El escandaloso papado de Benedicto IX motivó que un abad benedictino empezara a pregonar contra lo que él denominó la sodomía, entendida como práctica de sexo no reproductivo. Cuando Pedro Damián pidió la expulsión de los clérigos sodomitas, el Papa León IX le respondió que la iglesia se quedaría sin clérigos.

Leon IX fue nombrado Papa poco después de la abdicación de Benedicto IX, le tocó poner orden en una iglesia donde la corrupción imperaba.  Partidario de las ideas cluniacenses inició una reforma eclesiástica a partir del Concilio de Reims (1049). En este Concilio de señalaron las penitencias que debían cumplir los clérigos  por los pecados de "masturbación, pensamientos impuros, tragar semen, beber sangre menstrual o amasar pan sobre el culo desnudo". En las conclusiones del concilio se señaló a la sodomía como "acto del diablo".

Los siglos XI y XII vieron como el Papado se encontraba en manos de cortesanas que decidían quien era Papa y quien dejaba de serlo entre sus amantes o familiares. Matilde de Canosa llegó a ser amante de tres Papas, miestras estos lanzaban persecuciones contra las esposas o amantes de los clérigos y organizaban las primeras cruzadas.

A finales del siglo XIII fue elegido un Papa, Celestino V, que rehusó los banquetes y riquezas, y solicitó ejemplaridad a sus cardenales. Acabó encerrado en un calabozo donde lo dejaron morir de hambre. Para mayor escarnio lo enterraron con los ricos ropajes y joyas que siempre rehusó llevar encima.

Le sucedió Bonifacio VIII a quien se acusó de  de ser sodomita, hereje y tirano.También se le acusó de haber violado al joven noble Giacomo de Pisis, como antes ya lo había hecho con su padre, y mantener relaciones sexuales con la esposa de éste y su hija de trece años. Los franceses no le tenían una gran estima y sacaron todos sus trapos sucios. 

Impuesto por la fuerza de las armas de la familia Anjou, el pirata napolitano Baldassare Cossa reinó con el nombre de Juan XXIII entre 1410 y 1415. Durante esta época occidente llegó a tener 3 papas. Cuando se le acusaba de ser un depravado, él respondía en su descargo que el suyo era un pecado menor, pues no practicaba la penetración vaginal, sino la anal. Por presiones del emperador Segismundo se convocó un concilio, pero allí se eligió a un nuevo Papa Martin V, y Baldassare huyó dejando atrás acusaciones absolutamente terroríficas, entre ellas de haber envenenado a su antecesor. Finalmente pagó una inmensa fortuna a Martín V y se le permitió seguir como obispo en Tusculum, a pesar de estar acusado de crímenes execrables. Está enterrado en el Baptisterio de Florencia; su tumba es obra de Donatello.

Pero la época de mayor esplendor de la lujuria papal fueron los siglos XV-XVI, papas simoníacos, sodomitas, derrochadores, guerreros, asesinos y déspotas. Pietro Barbo se autodenominó Paulo II el hermoso, pero los cardenales le llamaban "Nuestra señora de la piedad". Se hizo famoso por sus fiestas continuas y sus orgías sadomasoquistas, donde apuestos jóvenes se dedicaban a atarlo y golpearlo.  Murió de un ataque cardiaco mientras era sodomizado por un mozo de caballerízas. Aunque oficialmente se atragantó mientras comía. No especificaron ni qué, ni dónde.

Le sucedió Sixto IV, padre el futuro Julio II, de gran formación intelectual, maquinador maquiavélico, cínico, despótico y amante de jóvenes muchachos a los que llenaba de honores, entre ellos un joven y rico noble llamado Pietro Riario, quien compró su nombramiento papal. Una anécdota cuenta que estando enfermo llamó a sus médicos, estos le recomendaron leche de madre, el Papa les contestó que el jugo de jóvenes muchachos le sentiría mejor. A é le debemos la entrada de la Inquisición en España y el nombramiento de Torquemada.

Su hijo Juliano della Rovere (Julio II) tuvo una amplia familia, varios hijos bastardos, fue un bebedor empedernido, sodomita, sanguinario, maquinador y gobernó Roma como un monarca absolutista, decretó la creación de prostíbulos masculinos a los que era asiduo. El hijo de Sixto IV está representado con un libro en la Capilla Sixtina, al verlo le dijo a Miguel Ángel “Un libro? No sabria que hacer con ello, mejor una espada” La sífilis acabó con él.


Leon X, el hijo de Lorenzo de Médicis, llegó al papado con 33 años, pero este culto Papa no pudo coronarse erguido dadas las ulceraciones anales producidas tras años de practicar la sodomía. Le llamaron "el casto" por no tener ni hijos ni concubinas, al nuevo Papa le iban los más los jóvenes. La sífilis y los excesos también acabaron con él a los 46 años. Los peregrinos que iban a verle no podían besarle los pies por culpa de la sífilis. 


Julio III, mientras convocaba el Concilio de Trento, se rodeó de jóvenes rateros a los que llenaba de riquezas y títulos. El más conocido  Innocenzo Ciochi del Monte, apodado “Prevostino”  lo nombró cardenal con solo 17 años. No tuvo el mas mínimo pudor de darle sus apellidos señalando claramente como su sobrino-amante. Roma lo ridiculizaba llamando a su joven amante "el mono". Están enterrados juntos en la iglesia de san Pietro Montorio en Roma.

Pablo IV no fue un Papa sodomita, pero su historial le hace merecedor de estar en esta lista. Persiguió implacablemente a los homosexuales de su tiempo mientras favorecía el acceso al cardenalato a familiares corruptos sodomitas. Se rodeó de familiares ineptos y corruptos, siguiendo la mejor tradición vaticana. Entre ellos su "sobrino" Carlo Carafa, un mercenario, asesino despiadado, acusado de múltiples fechorías, especialmente de la masacre de unos soldados españoles en Nápoles. Fue nombrado secretario de estado y hombre de confianza. En las fiestas privadas de este cardenal participaban los miembros de la familia  y un joven llamado Ascanio, amante suyo, al que comparaban con Ganímedes.  Los enemigos del Papa acusaban a Carlo de practicar el "pecado repugnante en el que no hay distinción entre hombre y mujer".

Para ampliar información en mi blog L’ARMARI OBERT podéis ampliar información en la entrada PAPAS SODOMITAS ACTUALIZADO, de fecha 9 de agosto de 2018. Cada historia tiene un enlace para ampliar información.

Experto en historia LGTBI.