LA ZURDA

Ian Gibson homenajea a Gerald Brenan con su legado de la Caja de las Letras

El hispanista Ian Gibson. EFE/Chema Moya/Archivo El hispanista Ian Gibson. EFE/Chema Moya/Archivo

"Al sur de Granada" e "Historia de la Literatura del pueblo español" son los dos libros de Gerald Brenan que el hispanista Ian Gibson ha depositado como legado en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes, porque tras leerle supo que tenía que salir de su "asfixiante" Irlanda y seguir sus pasos.

Así lo ha explicado este irlandés nacionalizado español desde 1984 que llegó a nuestro país en 1978 siguiendo la estela que Brenan (Malta, 1894- Málaga, 1987) le marcó después de descubrir sus libros mientras estudiaba con 18 años la asignatura de español en el Trinity College de Dublín.

Por eso desde hoy y hasta el 18 de febrero de 2022 la caja número 1498 guardará un tomo de "Al sur de Granada" con una inscripción que dice "Para Ian Gibson con los mejores deseos de Gerald", unas palabras que Brenan le dedicó en este ejemplar justo después de que la editorial Ruedo Ibérico publicara en París el monográfico que Gibson escribió en 1971 sobre la muerte de Lorca.

Y también otro de "Historia de la Literatura del pueblo español" (fechado en 1957), un libro que le acompaña desde sus años universitarios y que tiene "una frescura incomparable, nada que ver con los manuales al uso". "Para mi esto es un homenaje a mi maestro y lego dos obras fundamentales.

Cuando le leí supe que tenía que seguir sus pasos y que tenía que salir de Irlanda porque en los años 50 era asfixiante. Quería ser hispanista, estar en España y vivir el día a día español. Esta península ibérica me fascina y estando aquí estoy en casa", ha relatado.

Y es que, según las palabras de este biógrafo del poeta granadino Federico García Lorca, "nada más llegar" a España en 1978 y notar "el sol de Castilla" en su cara mientras tomaba una copa de vino supo que era su "sitio".

"Pienso en Brenan, él era tremendamente inglés y odiaba su manera de hablar. No era tan sociable como yo. He guardado estos dos ejemplares como oro en paño y los voy a extrañar", ha manifestado este hispanista que se considera un "Quijote loco".

Durante el acto, el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, ha contado cómo en 1973 leyó el libro "La represión nacionalista de Granada en 1936 y la muerte de Federico García Lorca (París, 1971) de Ian Gibson.

"Mi lectura de ese libro no solo consolidó mi amor por García Lorca, sino que consolidó también que mi ciudad estaba llena de ausencias y de ausentes".

Me enseñó que había cosas que merecían la pena pensar y el trabajo de personas como Gibson ha sido fundamental", ha precisado García Montero, el también poeta granadino que descubrió la poesía de Lorca en la biblioteca de sus padres. EFE.