HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Claves para la cuenta atrás electoral en Portugal


  • Escrito por Paula Fernández
  • Publicado en Global
(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Portugal vive la cuenta atrás para las elecciones legislativas que se celebran el día 30, convocadas para asegurar la gobernabilidad del país después de la crisis política que interrumpió el Gobierno del socialista António Costa a mitad de legislatura.

La campaña, con 21 partidos, el mismo número que en las legislativas de 2019, entra en su ecuador con una agenda centrada en movilizar el voto de 10,8 millones de electores en unos comicios que, según los sondeos, no arrojarán un escenario político fácil.

Estas son algunas de las claves para no perderse en las elecciones:

CAMPAÑA COVID Y MÁS DE 30 DEBATES

Las elecciones coinciden con los picos más altos de contagios registrados en Portugal, que atraviesa una quinta ola de covid-19 con récords superiores a los 56.000 casos diarios, lo que ha obligado a los partidos a modificar sus estrategias.

Menos eventos cerrados, almuerzos y cenas, más calle, camiones que permiten montar un auditorio móvil y medidas de protección como test para entrar a los mítines o doble mascarilla, son algunas de las alternativas para protegerse del virus.

Pero la estrella de estas semanas han sido más de 30 debates televisados, tanto "cara a cara" como encuentros grupales, una cifra sin precedentes en un intento de movilizar el voto, que ha sido un éxito de audiencia -más de 20 millones de espectadores en conjunto-.

Los expertos explican el protagonismo de los debates por la coyuntura pandémica: "Había miedo de que la campaña electoral fuese más restringida, pero también porque hubo un acuerdo generalizado entre los medios de comunicación y los partidos políticos", apunta a EFE el politólogo António Costa Pinto.

No obstante, según las encuestas, tienen un impacto relativo: El 5 % de la audiencia admite haber cambiado de opinión y un 9 % tiene aún más dudas que antes de escuchar a los candidatos.

VOTO ANTICIPADO

La pandemia ha obligado también a cambiar la dinámica del proceso electoral. Se potencia el voto por correo y el "voto anticipado", que permite a los portugueses depositar su papeleta en las urnas una semana antes, este domingo 23, en distintos centros del país.

Esta fórmula, pensada sobre todo para votantes ausentes en la jornada electoral, ya se utilizaba antes de la pandemia, pero sólo 50.000 personas la usaron en 2019.

Esta vez, 260.000 se han acogido a esta opción, entre otros el primer ministro y candidato socialista António Costa, que votará este domingo en Oporto. Aun así, las cifras todavía están lejos de las estimaciones del Gobierno, que ha preparado un modelo para un millón de electores.

LOS CONFINADOS PODRÁN VOTAR

Con el voto anticipado, se buscaba facilitar la participación en mitad de la mayor ola de contagios de la pandemia. Se estima que más de 400.000 personas -medios locales hablan incluso de 600.000- estarán confinadas en la jornada electoral.

Los confinados podrán romper el aislamiento y votar el domingo 30, preferentemente entre las 18.00 y las 19.00 horas, antes del cierre de colegios.

La decisión, anunciada por el Gobierno tras consultar con la Procuraduría, no ha generado consenso, especialmente entre los sanitarios, y la Asociación Nacional de los Médicos de Salud Pública (ANMSP) que considera que los confinados deben votar en lugares separados para evitar contagios.

¿Y DESPUÉS?

La mayor incógnita es, como todo acto electoral, el resultado. ¿Cómo se repartirán los 230 diputados del hemiciclo? Los sondeos auguran un escenario político complejo.

Todas las encuestas sitúan como favoritos a los socialistas de Costa, pero sin mayoría absoluta (menos del 40 %), y con el PSD acortando distancia -el último sondeo marca 4 puntos de diferencia-.

La atención se centra en cinco distritos considerados decisivos: Lisboa, donde el PSD dio la sorpresa al robarle la alcaldía al PS hace tres meses; Oporto, muy disputado y cuna del líder conservador, Rui Rio; Setúbal, de tradición comunista con posibilidades para el PS; Aveiro, feudo del PSD donde los socialistas suben, y Braga, también muy dividido.

Salvo sorpresa, serán necesarios pactos para gobernar, y Costa, si finalmente gana, tiene opciones limitadas: hacer las paces con los partidos de izquierda que le apoyaron en el pasado o buscar al PSD bajo el emblema de la gobernabilidad.

En la joven democracia portuguesa, PS y PSD se han repartido la victoria: de 16 elecciones legislativas, ocho ganaron los socialistas y las otras ocho, el PSD.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider