HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Albares y Monago se enzarzan sobre los derechos humanos en Marruecos, Venezuela y España


  • Escrito por Cristina Lladó
  • Publicado en Actualidad
(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, y el senador del PP José Antonio Monago se han enzarzado este martes en el Senado en un cruce inconexo de acusaciones sobre Marruecos, Venezuela, los derechos LGTBI, la subida de las pensiones y la memoria democrática.

En la sesión de control al Gobierno, Monago había propuesto interpelar al ministro sobre los derechos humanos, las libertades y los valores en el contexto internacional, pero nada más comenzar su intervención, el senador y expresidente de Extremadura ha cuestionado la defensa de la soberanía y la transparencia del Gobierno en sus relaciones con Marruecos, y por el contenido de las maletas que llegan al aeropuerto de Barajas desde Venezuela.

“¿Qué les deben ustedes a Marruecos? ¿Qué se traen entre manos con Marruecos?, ¡explíquelo!, ha dicho el senador, quien tras enumerar asuntos como las aduanas de Ceuta y Melilla, la pesca o el espacio aéreo sobre el Sáhara, ha pasado a preguntar: “¿Qué les da el Gobierno de Nicolás Maduro? ¿Van a decir lo que viene en las maletas?”.

Monago ha asegurado que Albares “va por el mundo como si tuviera las escrituras de propiedad de España, no consensúan nada de lo que hace y nos piden lealtad. Va repartiendo dinero y cosechando fracasos”.

El ministro, quien ha comenzado lamentando la oportunidad perdida para hablar de derechos humanos, ha asegurado que el tema elegido por el PP para la interpelación le ha sorprendido, especialmente viendo las políticas que desarrolla ese partido en las comunidades autónomas en las que gobierna: “contra la comunidad LGTBI, contra la igualdad, contra la violencia machista”, incluso “contra la paz, metiéndonos en guerras injustas e ilegales como la de Irak”.

Según Albares, “España es referente en derechos humanos” como demuestra la autorización de residencia a casi 100.000 venezolanos, el apoyo a los refugiados ucranianos y la solidaridad con los siete trabajadores de una ONG muertos en Gaza este lunes.

El apoyo a la UNRWA, el número creciente de embajadoras o el apoyo a que la Secretaría General de la ONU la ocupe otra mujer son todo ejemplos que ha desgranado el ministro como prueba de la labor del Gobierno en favor de los derechos humanos.

Pero los derechos humanos "no solo se defienden fuera", ha argumentado Albares, quien ha señalado que respetar la Ley de Memoria Democrática, la memoria de las víctimas de la Guerra Civil y de la dictadura y el derecho de sus familiares a la reparación también lo es.

Como no se respetan los derechos humanos cuando se eliminan concejalías de igualdad, se retiran banderas LGTBI o se prohíben obras de teatro y libros, ha zanjado.