HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Borrell admite que no hay garantía de que Hungría desbloquee la sanción al crudo ruso


(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

El alto representante de la Unión Europea (UE) para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, reconoció este lunes que no puede “garantizar” que Hungría vaya a levantar su veto a la propuesta de la Comisión Europea de sancionar el petróleo de Rusia por haber invadido Ucrania, a causa de su dependencia de esas importaciones. “Tenemos que convencer a veintisiete.

Entre ellos algunos tienen más problemas que otros. Es una situación objetiva que algunos Estados miembros afrontan más dificultades”, indicó Borrell ante la prensa a su llegada a un Consejo de ministros de Exteriores de la Unión en el que se abordará la situación en Ucrania.

El político español se refirió a que esos países “son mas dependientes porque no tienen salida al mar, no tienen la posibilidad de recibir los barcos petroleros, solo tienen petróleo por oleoductos y desde Rusia”. Así, afirmó que harán “lo posible para desbloquear la situación” aunque “no puedo garantizar -dijo- que vaya a pasar, porque las posiciones son bastante fuertes”.

“Pero si podemos entender las situación particular de algunos Estados miembros y hacemos un esfuerzo para presentar un frente común contra Rusia, tendremos éxito”, concluyó, y declaró que tratará de encontrar una solución “como siempre, hablando, tratando de entender las razones de cada uno”.

“Mi papel no es culpar a nadie, sino lograr consenso”, apuntó. Borrell tratará de que los ministros den hoy un impulso político a la propuesta de la Comisión Europea del pasado 4 de mayo de un sexto paquete de sanciones contra Moscú, que incluye la prohibición de importar petróleo ruso en seis meses y, petróleo refinado, en ocho meses.

Pese a las numerosas reuniones a nivel de diplomáticos y de que se ha propuesto a Hungría y Eslovaquia, muy dependientes del petróleo ruso, un plazo mayor (hasta el 31 de diciembre de 2023), aún no se ha llegado a un consenso para sacar adelante las nuevas sanciones.

También Chequia se ha unido a las reclamaciones y ha pedido un plazo de tres años para aplicar el veto al petróleo ruso. El sexto paquete de sanciones incluye también la exclusión del Sberbank (MCX:SBER), el mayor banco de Rusia, del sistema internacional de transacciones Swift, o medidas restrictivas selectivas contra el patriarca de la Iglesia Ortodoxa Rusa o autores de atrocidades en Ucrania.

Borrell se refirió igualmente a que los ministros hablarán por conferencia con el titular ucraniano de Exteriores, Dmitro Kuleba, para evaluar la situación en su país.

“Los ucranianos siguen resistiendo fieramente y les seguiremos proporcionando armas para ello”, indicó Borrell, quien ha propuesto a los Veintisiete ampliar en otros 500 millones de euros, hasta los 2.000 millones, la ayuda para financiar armas para Ucrania como artillería o carros acorazados.

La ministra canadiense de Exteriores, Mélanie Joly, que compareció ante los medios junto a Borrell antes de participar en una reunión con sus homólogos europeos, se refirió igualmente a que su país es favorable a la entrada de Finlandia y Suecia en la OTAN y, además, a que tengan un “acceso rápido”.

Si estos países deciden presentar formalmente su candidatura a integrarse en la Alianza Atlántica, Joly estimó que Canadá podría en “días” culminar la ratificación. “Sabemos que el periodo interino entre la petición de entrada y la ratificación tiene que acortarse”, comentó.

También dijo estar en contacto con su homólogo turco para que ese país supere las objeciones a que esos dos países nórdicos entren en la organización, ya que eso es “más importante que asuntos bilaterales”.

Borrell mostró su “fuerte apoyo” a Finlandia y Suecia y aseguró que los países de la UE apoyarán su decisión de entrar en la OTAN.